Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for the ‘Politica’ Category

Por Darío L. Machado Rodríguez*


clientelismo-politico.jpg

Introducción

Uno de los temas más recurrentes en la vida política y en la producción académica en la región latinoamericana y caribeña es el del clientelismo político. En las últimas décadas del siglo pasado y en la que va del presente, se han escrito miles de páginas tratando este asunto que sigue vigente en nuestras sociedades y que en algunos países y regiones ha sido y es una práctica que se ha constituido en hábito y actúa como una subcultura que deforma e instrumentaliza la vida política de un país a favor de intereses corporativos y egoístas, afectando a la sociedad en general y particularmente a los sectores más empobrecidos.

Esta subcultura ha sido alimentada por décadas por sectores con grandes intereses económicos que se sirven de ella para sustentar sus privilegios obscenos y reproducir su poder político, manteniendo al margen a las grandes mayorías.

Las breves páginas que siguen han sido escritas con la intención de estimular nuevamente el debate sobre el tema, pero esta vez intentando hacerlo desde una perspectiva equilibrada, global, que ponga sobre el tapete sus características, sus causas principales, así como las vías para construir los ejes de un abordaje práctico que contribuya a la educación política de las sociedades lastradas por tales prácticas y con ello a encontrar los caminos para su superación, proceso que deberá ser a todas luces gradual.

El problema es complejo y este breve texto obviamente no persigue el interés de agotarlo, tampoco será declarativo – propagandístico en contra del clientelismo político, un mal generalmente reconocido como tal, sino que intentará en breves trazos un abordaje objetivo que evidencie la naturaleza social de este fenómeno y aporte al debate sobre las vías para su comprensión, adecuado enfoque y labor dirigida a su superación.

El hecho de que la práctica del clientelismo político sea algo generalmente cuestionado y visto como algo negativo no debe obnubilar el análisis con un reduccionismo que nos impida ver la realidad en todas sus aristas y complejidad, algo imprescindible precisamente para poder abordar con posibilidades de éxito la labor dirigida a su superación.

De entrada diré algunos criterios básicos que comparto. En el clientelismo subyace siempre una relación socioeconómica asimétrica. Su práctica necesita siempre de dos polos: el de aquellos que tienen el poder y los recursos y el de quienes tienen necesidades insatisfechas. El clientelismo sustrae al ciudadano su derecho de participar libremente en la actividad política. Diré también que el clientelismo es de naturaleza piramidal, verticalista y por ende es típicamente contrario a la horizontalidad que distingue a la democracia verdadera. La pirámide clientelar se compone básicamente de tres estratos, en la cúspide están los que detentan el poder económico y político, en la base los clientes y en el estrato intermedio los gestores o eslabones mediadores a través de los cuales se produce la distribución de bienes, favores, servicios etc. desde la cúspide hacia la clientela.

Un aparte inicial sobre el término

Se emplean habitualmente los términos de clientelismo, clientela y cliente. Los significados otorgados por el diccionario de la Real Academia Española (vigesimosegunda edición) otorgan al término clientelismo el significado siguiente: “Sistema de protección y amparo con que los poderosos patrocinan a quienes se acogen a ellos a cambio de su sumisión y de sus servicios.”

“Cliente”, en su tercera acepción tiene el significado de: “Persona que está bajo la protección o tutela de otra.”

Prefiero empezar por aquí, porque una cosa es el concepto de clientelismo que se debate y construye en los espacios académicos y de análisis empleando tal término y otra el contenido del término que se construye por el manejo de la política y la actividad de los medios de comunicación social, donde el fenómeno raras veces se aprecia en su verdadera complejidad y en sus diversas interrelaciones.

El origen romano de la palabra (“cliens”) remite a un momento que se sitúa en la época imperial de Roma y que se trasmite o pasa mutado a los inicios del régimen feudal.

El término de “cliente” significa en primera acepción: “Persona que utiliza con asiduidad los servicios de un profesional o empresa”, y en segunda acepción: “Parroquiano, persona que acostumbra a ir a una misma tienda”. No habría, en rigor, por qué vincular el significado general que hoy tiene a la subordinación política, a la enajenación del derecho ciudadano a mantener posturas políticas propias libremente y hacer actividad política vinculada esencialmente a su conciencia. Sin embargo, las prácticas políticas clientelares que ha prohijado la democracia representativa, ausente de participación popular y de control social, han convertido en clientes del clientelismo político, no solo a mucha gente pobre carenciada, sino también, de la mano del individualismo, del egoísmo y del afán de lucro, a profesionales de los medios de comunicación, a publicistas, a empresarios, incluso a artistas, a prósperos comerciantes, a funcionarios de carrera, en fin, se ha diseminado, formando en muchas de nuestras sociedades redes extendidas de personas que responden a diferentes “patronos políticos”.

¿Cómo se expresa hoy el clientelismo?

Las formas de expresarse o de darse el clientelismo político son innumerables, todas se distinguen por su esencia de intercambio de favores a cambio de una respuesta política, momentánea o dilatada en el tiempo. Otorgar favores, subsidios, recomendaciones y otras formas de capital simbólico, dinero, privilegios, servicios, ventajas, el empleo amañado del presupuesto de la nación, la provincia, el departamento o municipio en una u otra dirección, otorgamiento de puestos públicos o en empresas privadas o simplemente la inclusión en una nominilla de una entidad pública para cobrar sin trabajar, y un largo etcétera.

Pueden reconocerse, eso sí, dos tipos de clientelismo, que son caras de la misma moneda o cabezas del mismo dragón. Uno es el clientelismo que podemos denominar burdo o grosero y otro que podemos denominar sutil.

El clientelismo burdo suele producirse más en las sociedades donde ha crecido la anomia social, donde priman el desorden y la desestructuración sociopolítica, donde los partidos y organizaciones políticas están en su mayoría merced a la ideología mercantilista, carentes de ideología política, o que la enarbolan solo de modo fragmentario y demagógico, donde son mayores y más agudas las diferencias sociales, donde hay más injusticia. Aparece con fuerza sobre todo en las épocas electorales expresándose en la compra de votos.

Es efectivamente clientelismo porque se está obteniendo un favor político a cambio de otro favor: dinero, una promesa de cargo público, un apoyo para viabilizar un trámite, una cama en un hospital, una receta, etc., pero en rigor no media una relación clientelar propiamente dicha, porque se produce en el marco del mercado de compra de votos sin que exista una relación dilatada, más estructurada, la que convierte al cliente no en un partner ocasional, sino en componente más orgánico de una clientela política.

La obtención del voto a cambio de dádivas es sobre todo un acto de corrupción política, pero no necesariamente una relación clientelar sostenida entre un político o grupo político y quienes le siguen a cambio de prebendas y favores. En este sentido, si bien cumple con algunos rasgos del clientelismo político, es esencialmente un acto de compra-venta, una transacción claramente mercantil, en la que ni siquiera media el conocimiento mutuo de las partes contratantes. Puede ocurrir incluso que en medio del proceso electoral, el voto convertido en mercancía quede sujeto a la ley de oferta y demanda y se aprecie rápidamente en las breves horas de existencia del mercado electoral el día de ir a votar, al crecer vertiginosamente la demanda de votos y reducirse su oferta.

Pero es preciso comprender que la subcultura clientelar no obedece única y exclusivamente al clientelismo que hemos denominado burdo o grosero.

En las sociedades latinoamericanas y caribeñas y en las de otras latitudes, se ha abierto paso y arraigado también una concepción de naturaleza clientelar, pero que se comprende no como algo socialmente avieso, sino como una necesidad funcional, a veces incluso como un derecho político, para asegurarse las lealtades en el manejo de la cosa pública por parte de los adeptos, los correligionarios, los afiliados a unas u otras organizaciones políticas para llevar adelante sus propósitos políticos, es decir, como parte de las reglas del juego.

Obviamente, cuando se desarrolla el clientelismo en sectores, regiones, comunidades etc., es inevitable también el desarrollo de relaciones personales que si bien forman parte del tejido clientelar en diferente medida no en todos los casos pueden homologarse tales relaciones con una esencia clientelar, porque de un origen primigenio clientelista se deriva hacia otros ámbitos de las relaciones humanas, que aun manteniendo su naturaleza clientelar, van incorporando las simpatías, las lealtades personales, las prácticas conjuntas de gobierno y administración, las relaciones de amistad y un cierto curso histórico común. No pueden quedar fuera de este análisis las relaciones familiares que hacen aún más complejo el análisis del fenómeno del clientelismo político. Esas relaciones van perfilando la acción de los eslabones mediadores, de modo que va solapándose más la esencia clientelar bajo un manto, pudiéramos decir, “adecentado”.

Asimismo, no puede obviarse el hecho de que no pocos ven ese intercambio de favores con una dosis de justicia cuando, por ejemplo, una relación clientelar permite viabilizar un derecho ciudadano, sea sorteando los enmarañados sistemas burocráticos establecidos en la superestructura política y jurídica, y no pocas veces fundamento para la coima, la prevaricación y el abuso; sea obteniendo una prestación a la que tiene derecho; sea realizando aspiraciones personales o grupales legítimas, aunque efectivamente “por el camino corto” del intercambio de favores.

Pero también puede ocurrir que a partir de relaciones primarias de lealtad, reciprocidad y confianza, se obtenga el apoyo político de ciudadanos convencidos, en cuyo caso no puede verse al político favorecido como “patrón”, porque el propio ciudadano lo ve como una figura respetable, buena, amiga.

Lo que sí es imposible homologar el clientelismo con la solidaridad. Antes bien cuando se emplea la palabra solidaridad para distribuir bienes y servicios a cambio del favoritismo político de quienes los reciben, estamos frente a una de las formas más perversas del clientelismo político, y de las que de modo más dañino contribuyen a perpetuarlo en el hábito ciudadano.

A su vez, existen en América Latina y el Caribe formas justas de distribución del producto social, que son catalogadas aviesamente como populismo o clientelismo político, y que son sin embargo vías para favorecer una más justa distribución del producto social, a través por ejemplo de la educación, la salud pública, etc., a favor de las grandes mayorías sin que en ello medien las lealtades a uno u otro partido político, pero también sin detrimento obviamente del acrecentamiento del prestigio político de quienes hayan logrado tales formas justas de distribución, socialmente aceptadas y consensuadas y ajenas al favoritismo, viables y éticamente sostenibles. En este caso pasa a un primer plano el origen y manejo de los fondos, si entraña realmente una más justa distribución del producto social y los mecanismos de otorgamiento y control para separar lo que por derecho humano elemental debe ser para asistir al necesitado y lo que debe contribuir no a perpetuar la entrega de ayuda, sino a crear en las personas favorecidas las condiciones y capacidades productivas que les permitan el desarrollo y ascenso social por sus propios esfuerzos.

Al fondo del problema. Causas o factores principales de la reproducción del clientelismo político

No es ni puede ser objeto de esta breve presentación incursionar en las raíces históricas del clientelismo político, pero sí es posible exponer algunas de sus principales causas y factores de su persistencia.

Entre las múltiples causas que condicionan la persistencia y reproducción de la subcultura clientelar en las sociedades latinoamericanas y caribeñas pueden mencionarse las que siguen a continuación, que están estrechamente interrelacionadas, pero pueden ser diferenciadas para su análisis:

  • La persistencia de modelos económicos reproductores de la pobreza, el   crecimiento de los sectores empobrecidos y de sus necesidades apremiantes no satisfechas.
  • La corrupción de los políticos y en general de la clases dominantes económica y políticamente y a las cuales conviene la persistencia de la subcultura clientelar y la función de control político que esta ejerce.
  • Las ambiciones políticas, los afanes reeleccionistas y la avidez de los políticos por permanecer en funciones públicas.
  • La ignorancia de muchos sectores pobres acerca de sus derechos, de los mecanismos de funcionamiento de la estructura política de sus respectivas sociedades, del vínculo entre esas prácticas y el sistema socioeconómico vigente, que resulta las más de las veces, asimétrico, excluyente de las grandes mayorías ciudadanas.
  • El individualismo y el “sálvese-quien-pueda” componentes típicos de la ideología dominante del capitalismo tardío, que este sistema ha impregnado en la sociedad.

En las sociedades subdesarrolladas que han sido víctimas del neoliberalismo, la desvalorización del papel regulador del Estado, la desestructuración y fragmentación social, el clientelismo ha tendido a extenderse con mayor velocidad en las prácticas políticas, se ha vulgarizado más, perdiéndose sus rasgos más sutiles. Pero también a ello se añade que el propio clientelismo, si bien cohesiona a la clientela, desordena y desestructura la sociedad al trabajar favoreciendo unas personas por encima de otras, lo que además de ser injusto, conduce a la división de la ciudadanía, al roce y enfrentamiento, es por tanto contrario al desarrollo de una sana cultura ciudadana y la unidad y solidaridad entre la gente. En otras palabras, el clientelismo reproduce el individualismo y el egoísmo que genera la sociedad capitalista.

De hecho, una organización política formada por ciudadanos de desigual posición social y económica tiende a establecer una relación de subordinación basada en la capacidad de unos para distribuir bienes escasos (recursos, dinero, favores, apoyos, ayudas, asistencias, puestos, etc.) y en la necesidad de otros de recibirlos, en la inmensa mayoría de los casos para su sobrevivencia, aunque también para satisfacer ambiciones personales.

En consonancia está la inercia de los políticos que no adoptan una actitud en contra del secuestro del derecho político de los ciudadanos por las prácticas clientelares, lo que revela la voluntad de mantener la dependencia de estos y con ello la persistencia de los primeros en las posiciones del Estado y el Gobierno, con todos los privilegios para sus intereses individuales y corporativos.

Esa realidad no necesariamente es así percibida por el ciudadano carenciado que no es responsable del estado de cosas y que está atrapado entre el rigor de necesidades básicas insatisfechas y las “puertas de escape” de la oferta clientelar. La disposición de luchar para superar el clientelismo político no tiene como contrario al ciudadano común, víctima de la conjugación de estos dos factores, sino a las causas de fondo del fenómeno.

Al basarse la política en el dinero y ser este un medio de compra – venta, ocurre lo mismo que en una tienda donde el vendedor no pregunta al comprador de dónde sacó el dinero. Así, elementos delictivos, vinculados al narcotráfico y a la actividad criminal en general, cuyos delitos no han sido castigados por la ley, pueden llegar incluso a posiciones en el Estado y el Gobierno merced al dinero mal habido, creciendo y arraigándose el tejido de la ilegalidad y el crimen, encubierto ahora por las instituciones legalmente establecidas y encargadas precisamente de garantizar la institucionalidad y los derechos y protección del ciudadano.

Clientelismo político y corrupción van de la mano, porque el clientelismo corrompe y la corrupción crea condiciones para un mayor desarrollo del clientelismo. Los fondos para el clientelismo salen fundamentalmente del erario público, resultan del manejo irregular de los recursos de que dispone la sociedad.

Clientelismo y pobreza van de la mano porque el clientelismo se ceba en la pobreza y la reproduce, desvía los cauces  de la movilidad social, haciéndola depender no de las aptitudes naturales y del esfuerzo de los ciudadanos, sino de los favores clientelares.

Algunas de las principales consecuencias del clientelismo

Desde el punto de vista estrictamente económico, el clientelismo político puede ser visto como un mecanismo especial de distribución del producto social, que al no corresponderse con resultados económicos tangibles a cambio (referidos a la producción de bienes y servicios), es disfuncional al desarrollo.

Aunque es siempre en el fondo una relación de naturaleza mercantil, lo que se adquiere por el político es algo intangible, el favor político, por lo que el bien recibido no constituye un estímulo para el aporte del individuo al proceso productivo, en especial cuando se trata de lo que podría llamarse “clientelismo minorista”, que solo produce el consumo de bienes o servicios con esos recursos. Por otra parte, es disfuncional al desarrollo de la sociedad porque por lo general los recursos financieros para obtener los favores de la clientela proceden del erario público y deberían ser empleados en las prioridades del país, por lo que de uno u otro modo, afectan el desarrollo de la sociedad.

La perversidad del clientelismo en lo tocante a su afectación a las masas empobrecidas estriba especialmente en que el ciudadano afectado por la práctica clientelar llega incluso a ver a quien la ejerce desde su poder sociopolítico y económico como a alguien que le está haciendo a él un gran favor, que lo ayuda “con algo” a paliar sus necesidades apremiantes, cuando en realidad lo que está haciendo es contribuyendo expresamente a mantenerlo en su miseria. En otras palabras, participa en la relación clientelar en contra de sus más genuinos y estratégicos intereses.

En la relación clientelar hay implícito un acuerdo no escrito, lo cual siempre es más ventajoso para el que tiene el poder y el dinero y que puede llegar incluso a recibir el favor del ciudadano a cambio solo de una promesa que finalmente no se cumpla.

El clientelismo anula y desvirtúa el empoderamiento de la ciudadanía y su participación en los asuntos del país, la desestimula sistemáticamente al enajenar mediante la relación clientelar en los patronos, en las cúpulas políticas y económicas asociadas, su participación en las decisiones. Quienes se apropian así del derecho ciudadano mediante las prácticas clientelares se sienten además en el derecho de ser los que deben decidir por este, es un derecho ilegítimo, pero adquirido. Su deber para con el ciudadano que lo elige queda saldado con la protección clientelar o con la promesa de protegerlo o con lo entregado en dinero o en especie, etc., mientras, la parte de la sociedad que obedece a otras realidades clientelares salen de su responsabilidad, son considerados en tal contexto “ciudadanos de segunda” cuando no son parte de la clientela o no están en las posiciones del Estado o del Gobierno. En consecuencia, el clientelismo divide a la ciudadanía, opone a unos ciudadanos a otros, privilegia sin méritos a unos sobre otros.

El surgimiento de clientelas políticas integradas por profesionales de los medios de comunicación introduce en el mundo de la prensa escrita, la radio y la televisión una grave distorsión de la reproducción mediática de lo público, vulnerando el derecho de la ciudadanía a la información responsable, oportuna, exhaustiva, apegada a la veracidad, no distorsionada, y faltando estos profesionales y los medios en los que ejercen su actividad a ese vital compromiso social. Tal conducta, ética y profesionalmente reprobable, introduce confusión en el público, desordena y desvía el sentido de la información y trastorna los análisis. La superficialidad, el tremendismo, el sensacionalismo, los titulares elaborados para incidir en lo emocional, la tergiversación de la información, el tratamiento sobredimensionado de problemas de segundo orden y  el ocultamiento malicioso de los asuntos de importancia fundamental, y muchos otros vicios y deformaciones vienen de la mano de la clientela en el terreno de la comunicación social.

El clientelismo tiene otras importantes consecuencias éticas porque su práctica continuada y sistemática va alejando al ciudadano de sus deberes para con la sociedad, este no se siente responsable de lo que se hace en la política, eso queda en manos de quienes son dueños de la clientela. El clientelismo aleja al ciudadano del civismo. Conduce, por tanto, a la despersonalización política del ciudadano, al sustituir su voluntad política, su derecho participativo, su criterio personal, por la voluntad de quien lo practica en provecho corporativo e individual. En consecuencia, cada vez que se erradica en la sociedad una práctica clientelar, se estará dignificando la política, contribuyendo al empoderamiento de la ciudadanía, devolviendo al individuo su personalidad política.

El clientelismo político, al mercantilizar la política y hacerla por cauces espurios, obstaculiza y llega a suprimir el libre intercambio de ideas, las iniciativas políticas y los deseos de cambio, vaciando el ejercicio de la política de contenido ideológico y ético.

El clientelismo, dada su esencia mercantil, puede llegar por ósmosis a hacerse cada vez más costoso. Su práctica puede derivar en que las cúpulas políticas, que controlan los medios económicos para las campañas electorales, para la propaganda y la publicidad, terminen teniendo que financiar directamente no solo la acción de su clientela sino también la de sus propios correligionarios políticos para que participen en la actividad política, sellando con ello el fin de la militancia consciente, convencida de una ideología política, y ahora mercantilizada e ideológicamente desvalorizada.

El complejo entramado clientelar puede llegar a ser un gigantesco cuerpo parasitario que constituya un freno al desarrollo social, económico, cultural y político de la sociedad.

Hay una espiral perversa que reproduce el clientelismo asociada a la pobreza, al autoritarismo, a la ignorancia, a la corrupción y otros males sociales y que a todas luces evidencia que es imposible superarlo solamente aludiendo a los factores de conciencia o con medidas dirigidas a paliar sus manifestaciones concretas, aunque todo lo que contribuya positivamente a superarlo debe ser bienvenido en el enfrentamiento a dicho flagelo social, porque siempre aportan algo al enriquecimiento de la conciencia ciudadana y al logro de una mayor justicia.

Es fundamental no equivocar al adversario en esta lucha. Aunque en el proceso social se entrelazan los hechos, las acciones, sus consecuencias, hay que saber separar las relaciones primarias que construyen lealtades, confianza mutua, reciprocidad y obligaciones de correspondencia, de lo que constituye clientelismo político, saber separar el clientelismo político de la solidaridad, saber separar el clientelismo de las políticas públicas justas, es decir, aquéllas no sujetas al voto y al apoyo político como obligación a cambio y que propician el desarrollo personal y colectivo de los ciudadanos.

Por las razones arriba expuestas, todo indica que sin proponerse de partida como finalidad estratégica un cambio estructural en el modelo socioeconómico y político de sociedad que viabilice el desarrollo material y espiritual de la ciudadanía y un cambio sustantivo en su cultura política, procesos ambos obligadamente graduales, no será posible enfrentar con probabilidad de éxito esa ancestral deformación social.


* Dr. Darío L. Machado Rodríguez, Licenciado en Ciencias Políticas, Diplomado en Teoría del Proceso Ideológico y Dr. en Ciencias Filosóficas; Investigador Invitado del Centro de Investigación y Promoción social (CIPROS).

Imagen tomada de Internet

Read Full Post »

¿Qué derechos defienden?

Por Rosa C. Báez

laura-y-sus-damas-reciben-ordenes.JPG

El pasado lunes, los amos imperiales acogieron en su “sancta sanctorum” a sus asalariados…

Dicen que “lo que se sabe, no se pregunta”, así que nadie puso en tela de juicio el por qué de dicha reunión, siendo hoy justamente 10 de diciembre, día en el que, desde 1948 la Asamblea General de las Naciones Unidas aprobara la Declaración Universal de Derechos Humanos…

Como pudimos apreciar en las fotos publicadas en Cambios en Cuba, cargados de “jabitas” salieron, dispuestos a armar el consabido show, para repartir la susodicha Declaración que ellos imprimen pero no practican.

Pero una vez más, el pueblo -esta vez representado por los jóvenes que celebraban este día, en saludo al Festival de la Juventud y los Estudiantes, ellos sí con plenos derechos- dio oportuna respuesta a estas personeras del imperio que irrumpieron en su celebración para repartir los libelos que les entregaran en la SINA.

Por supuesto, no iban solas: los aspirantes a paparazzis que siempre las acompañan enseguida “cubrieron” la marcha, esta vez camino al monumento a Martin Luther King en la céntrica calle 23. (Pero ¿no era que estaba Martin Luther King prohibido en Cuba??)

Y es demostrativa de la absoluta falta de “seriedad” de estos eventos, la forma en que estos periodistas han reflejado la noticia: mientras que unos hablan de agresión u hostigamiento, otros reconocen que, simplemente, fueron abucheadas. Mientras EuropaPress refleja palabras de la manipulada madre del disidente muerto donde habla de “Una gran turba [que] nos rodeó y comenzó a golpearnos, fue una represión muy grande y muy violenta”, Terra reconoce que “Se registraron algunos empujones, pero no hubo heridos”. Mientras en EuropaPress, la Pollan declara estar muy “esperanzada” porque “a diferencia de otras ocasiones, esta vez era un grupo muy pequeño y eran todos enviados del Gobierno”, la página digital de “Qué” asevera que “se fueron sumando decenas de personas, en su mayoría jóvenes estudiantes, al acto de repudio contra las Damas de Blanco”, Terra dice que la  “multitud oficialista llegó a ser de unas 100 personas” y Epa afirma que las Damas del Verde “fueron hostigadas hoy por unos 200 seguidores del Gobierno cubano”.

Luego, la misma agencia pone la tapa al pomo con este revelador párrafo, demostrativo del carácter de show mediático del suceso: “La portavoz de las Damas explicó que la idea de realizar una manifestación pública esta tarde en La Habana tenía como objetivo “esperar” el Día Internacional de los Derechos Humanos en plena calle, coincidiendo con la hora de llegada del 10 de diciembre en Europa”. ¿En Europa? ¡Di tú!

Reuters, con un poco más de ética periodística, cambia agresiones, golpes y hostigamiento por el mucho más sincero abucheo y termina su articulo con una aseveración: “El arzobispo de La Habana, cardenal Jaime Ortega, ha dicho que los presos serían puestos en libertad próximamente”. Y ellas lo saben, así que, como no les conviene esto, cumplen a marchas forzadas los planes de la SINA, recogen su jabita y su salario y salen a las calles a alborotar. Por que lo que refleja la foto de EFE publicada en Qué es eso, alboroto. Ni golpes, ni arañazos, ni moretones…

efe-10-dic.jpg


Mientras este show sucede en Cuba, en Tegucigalpa mañana, a las 10 de la mañana, el CODEH acusará públicamente a Miguel Facussé por el asesinato de quince campesinos del Aguán. Pero esta noticia no interesa a los grandes medios.


Nota:
Demostrado está, desde hace varios años, que la Declaración Universal de los Derechos Humanos es obra atesorada en nuestras Bibliotecas Públicas: recordamos que, en su primer número, el Boletín Digital Librínsula, publicado por la Biblioteca Nacional de Cuba, publicó los “Instrumentos jurídicos de la comunidad internacional para la promoción de los derechos individuales y sociales de la humanidad, y por la eliminación de las injusticias y la desigualdad social”, que incluyen no sólo esta declaración sino muchas otras que ¡bien que se cuida el Imperio de divulgar!, como las Declaraciones sobre el derecho al desarrollo, sobre la Concesión de la independencia a los países y pueblos coloniales o la Convención sobre los Derechos el Niño. Por supuesto, estos títeres jamás mencionarían las revolucionarias Declaración sobre la eliminación de todas las formas de discriminación racial o la Convención sobre la eliminación de todas las formas de discriminación contra la mujer, adoptadas todas ellas por la misma Asamblea General de las Naciones Unidas, en diferentes fechas. Y, muchísimo menos mencionarían al Juramento de Baraguá!!

Véanse aquí más fotos de la repartición de folletos a los disidentes:


Mercenarios desfilan por la SINA para recibir órdenes sobre qué hacer el Día de los Derechos Humanos

Read Full Post »

daniel-estultin.jpg

Ciento veinte minutos con Daniel Estulin
Por  Elson Concepción

La Habana, Cuba.- Su libro, La verdadera historia del Club de Bilderberg: ¿una investigación, un descubrimiento, o una advertencia al mundo?, pregunto a su autor, Daniel Estulin, al concluir 120 minutos de intercambio con profesionales de la prensa cubana, en el Instituto Internacional de Periodismo José Martí.

Levanta las cejas y me contesta. Es una advertencia al mundo a partir de una investigación.

Antes ha explicado al auditorio que han sido años de observación, de hurgar en los más disímiles lugares, de fotografiar a los “verdaderos dueños del mundo”, reunidos en un apartado espacio, donde no se permite a la prensa llegar.

Pero él lo hizo con su cámara y  teleobjetivo, y con la paciencia  profesional necesaria para “descubrir” quiénes se dan cita en el Club Bilderberg.

En su libro, del cual se han vendido tres millones de ejemplares, se pone al descubierto mucha de la hipocresía predominante en ese mundo donde “mandan más los que dominan el dinero que los propios presidentes”.

En su reunión con periodistas cubanos, agradece sobremanera el interés puesto por Fidel en su lectura y divulgación, así como por la invitación a visitar Cuba.

Refirió cómo ese todopoderoso Club conocía, desde mucho antes, que se produciría un desplome financiero mundial, de la misma forma que manipula la economía y sus altas y bajas, o hace subir o caer el precio del petróleo en el mercado internacional.

Sobre este último aspecto, explicó que el plan de los vaivenes petroleros está dirigido contra China, que al no poseer petróleo se ve afectada con la subida de su precio; y contra Rusia, gran productor del crudo, que cuando bajan estos, es desfavorecida.

Durante el intercambio con los periodistas expuso decenas de fotos donde aparecen muchas de las 120 personas que forman el Club de Bilderberg; así como diagramas relacionados con los vínculos de ese grupo con los más grades medios de la prensa occidental, aquellos que con su poder mediático pueden crear estados de opinión, o favorecer con “supuestos sondeos”, a quienes más le interesen.

Recordó que todos los presidentes o candidatos a la Casa Blanca norteamericana han asistido o formado parte de ese Club, ya sean republicanos o demócratas.

De igual forma —dijo— al mismo asisten personajes de “izquierda o de derecha”, ya no activos en la política, pero si poseedores de grandes fortunas o vinculados a negocios, muchas veces relacionados con la droga y el tráfico de armas.

Funciona muy entrelazado entre sus actores “conspiranoicos”, y con una estructura muy organizada, donde se trazan verdaderas estrategias en función de intereses económicos, militares y otros, dijo.

Y recalcó que en este proyecto “se hunden todos o se salvan todos”.

Tomado de Radio Cadena Habana web

2

Daniel Estulin: Ni conspiranoico, ni freakie
Por Menchaca

Daniel Estulin se ha ganado la fama mundial del periodismo de investigación gracias a destacados trabajos como su libro: La verdadera historia del Club Bilderberg.

Cuando uno escucha al investigador Daniel Estulin parece estar oyendo una mezcla de las aventuras de James Bond, el incombustible agente 007, y de las enmarañadas conspiraciones de El código Da Vinci, la vendida novela de Dan Brown.

Sin embargo, los argumentos de este heterodoxo investigador abarcan un tema de una seriedad y de unas implicaciones tan grandes que es imposible dejar de tenerlo en cuenta, aunque uno, marxista al fin y al cabo, no comparta todo lo que dice.

Eso fue lo que pasó este miércoles en el habanero Instituto Internacional de Periodismo José Martí, donde Estulin mantuvo un intercambio de casi una hora y media con un grupo de periodistas y directivos de los medios cubanos.

Nacido en Vilnius, cuando era la capital de la Lituana soviética hace casi 43 años -este 29 de agosto es su cumpleaños- este hombre políglota, hijo de un científico y una pianista, ha dedicado más de la mitad de su vida a investigar las actividades del Club Bilderberg, una escondida entidad que los cubanos conocimos por una reciente Reflexión de Fidel.

El capítulo principal del último libro
El Gobierno Mundial (I)
El Gobierno Mundial (II)

Y precisamente Estulin no deja de agradecer a Fidel el haber hecho esas referencias a su libro La verdadera historia del Club Bilderberg ( descargar libro en pdf), que, editado en 49 idiomas, ha vendido 3,5 millones de ejemplares en 79 países.

“La referencia de Fidel es algo magnífico porque cada palabra suya tiene inmediato rebote en los medios y eso amplifica las ideas”, dice durante la conferencia Club Bilberderg: Hacia una empresa mundial S.A.

“Imagínense que Rockefeller lea en el desayuno las opiniones de Fidel en los periódicos”, señala con sorna.

Estulin asegura que “Bilderberg no es una sociedad secreta, ni una conspiración judeo-masónica, ni siquiera un gobierno mundial, sino un grupo que entiende el concepto del dinero y de la empresa mundial de la misma forma”.

Indica que además no es una entidad piramidal, con una cabeza visible en la punta, sino una estructura horizontal que une, en un complicado entramado, a instituciones como la OTAN, la Comisión Trilateral, el Consejo de Relaciones Exteriores, el Fondo Monetario Internacional, el Banco Mundial y otras diversas organizaciones.

“Es como un Cubo de Rubik”, apunta para calzar su idea de que se construye “un mundo de humo y espejos” para ocultar las verdaderas intenciones de los grupos de poder.

Revela que el Club lo forman unas 130 personas, cifra que incluye a todos los presidentes de Estados Unidos y los países europeos desde el fin de la II Guerra Mundial, además de importantes políticos de todo signo y delegados de las principales transnacionales, bancos y medios de prensa.

El investigador explicó que en 1992 escuchó a un amigo de su abuelo, ex coronel de la KGB rusa, hablando sobre los planes del Club para lograr la secesión de Quebec.

“Pensé que era un loco, pero tres años después, cuando ese tema se volvió algo común en Canadá, me di cuenta de que aquel hombre tenía razón y desde entonces decidí investigar sobre el Bilderberg”, detalla en un perfecto español, idioma que domina además del inglés y por supuesto del ruso.

Asevera que muchos planes de “los malos”, como llama con guasa a los miembros del Club, tardan años, y a veces décadas, en ser aplicados.

Como parte de esa mirada diferente al mundo contemporáneo, que tiene mucho de eurocentrista, Estulin asegura que la actual crisis económica mundial ha sido fríamente calculada y puesta en práctica por los miembros del Club.

Indica que China, desde el punto de vista económico, y Rusia, en lo militar, son los principales enemigos del Club, que hace todo lo posible por mantenerse en la sombra, algo que Estulin denunció cuando el primero de junio pasado habló sobre el tema ante el Parlamento Europeo apenas dos días antes de que los complotados se reunieran en Barcelona.

Apoyándose en fotografías tomadas con un poderoso teleobjetivo y con una presentación digital, el investigador afirma que ahora están destrozando el concepto de estado-nación para liquidar la modernidad.

También alega que el Club Bilderberg está empeñado en reducir la población mundial a tres mil millones de personas, para preservar los recursos naturales, no con un sentido ecológico, sino para garantizar el poder y la supervivencia de una élite.

Estulin dice que el Club ya ha desaparecido, en buena medida por sus constantes denuncias, pero adelanta que se está formando una nueva entidad, que llama Los amigos del Club de Bilderberg, y que le augura más trabajo “para poder desenterrarlos”.

“Hay que buscar en las causas, no en los resultados”, dice y agrega para explicarse que “resultado son los 20 o 30 muertos que deja un coche bomba, pero lo importante de ese suceso es la causa”.

“Estamos todos en un Titanic que ya ha chocado contra el iceberg y que ha empezado a hundirse”, asegura con tono apocalíptico este hombre que un aparte con Cubahora revela que trajo ejemplares de sus libros para regalarlos a Fidel.

“Yo se que las personas que me escuchan muchas veces tienen el deseo de salir corriendo y quedarse a vivir en una cueva, pero la gente necesita conocer la información que muchos ocultan”, dice este hombre que se niega a tener televisión en casa, aunque entre risas asevera que “no soy ni un conspiranoico, ni un freakie”.

Obras de Daniel Estulin
• Conspiración Octopus. Ediciones B, 5 Mayo 2010
• Shadow Masters: An International Network of Governments and Secret-Service Agencies Working Together with Drugs Dealers and Terrorists for Mutual Benefit and Profit. Trine Day, 2010
• La historia definitiva del Club Bilderberg. Ediciones del Bronce, 2008
• Los señores de las sombras: la verdad sobre el tejido de intereses ocultos que decide el destino del mundo. Ediciones del Bronce, 2007
• Los secretos del Club Bilderberg. Ediciones del Bronce, 2006
• La verdadera historia del Club Bilderberg. Planeta, 2005
• Sabiduría china para hablar en público. CIE Inversiones Editoriales Dossat-2000, 2003
• Cómo realizar con éxito presentaciones en público. Instituto Superior de Técnicas y Prácticas Bancarias, 2001
High impact presentation techniques. Editor: Daniel Estulin, 1999

Tomado de CubaAhora

Fuente: EXCLUSIVO, 26/08/10

Read Full Post »

Discurso pronunciado por el General de Ejército Raúl Castro Ruz, Presidente de los Consejos de Estado y de Ministros, en el Quinto Período Ordinario de Sesiones de la VII Legislatura de la Asamblea Nacional del Poder Popular, en el Palacio de Convenciones, el 1º de agosto de 2010, “Año 52 de la Revolución”.

Queridas compañeras y compañeros:

Esta sesión de la Asamblea Nacional ha aprobado dos importantes instrumentos jurídicos, la Ley modificativa de la actual División Político Administrativa y el Código de Seguridad Vial.

Las modificaciones a la División Político Administrativa han sido ampliamente difundidas en nuestra prensa y discutidas a lo largo de los meses pasados en los territorios involucrados, así como en las instancias correspondientes del Partido, el Gobierno y el Estado, lo cual me permite no entrar en detalles, sólo subrayar que su propósito principal es elevar la atención a la población mediante una organización más funcional y racional de la administración y del Gobierno. Con ello además estamos dando cumplimiento a los acuerdos adoptados por sucesivos congresos del Partido acerca de la necesidad de, transcurrido un tiempo prudencial, someter la División Político Administrativa a análisis para ajustarla a las condiciones existentes.

Las nuevas provincias Artemisa y Mayabeque nacerán el 1º de enero de 2011 sin repetir los errores que han acompañado el trabajo de los órganos locales del Poder Popular, bajo una concepción de ahorro y uso racional de todos los recursos, en particular con plantillas ajustadas a sus funciones y una clara delimitación de facultades en las interrelaciones con los organismos de la administración central del Estado, las empresas nacionales y las organizaciones políticas y de masas.

Por su parte, el Código de Seguridad Vial, cuya aprobación aplazamos en la sesión anterior para profundizar en su contenido, conciliar las discrepancias entonces existentes y avanzar en la elaboración de las disposiciones complementarias, constituye una contribución a la elevación de la disciplina social y la preservación de la vida humana, así como la disminución de cuantiosas pérdidas económicas.

Pasando a otros asuntos, no me son ajenas las expectativas que lógicamente generan los discursos en ocasión del 26 de julio y en el Parlamento. A algunos les sorprendió que las palabras centrales en Santa Clara fueran pronunciadas por el compañero Machado Ventura, un magnífico discurso por cierto.

Es verdad que desde el triunfo de la Revolución esa tarea siempre le correspondió al compañero Fidel y en contadas ocasiones a mí, pero lo importante no es el orador, sino el contenido de esa intervención, que expresa la opinión colegiada de la dirección del Partido y del Estado sobre las cuestiones más relevantes del quehacer nacional.

Varias agencias de prensa y autotitulados “analistas” del tema Cuba, dedicaron durante los días previos y posteriores al acto por el 26 de julio innumerables noticias y artículos en los que, tergiversando nuestra realidad, anticipaban con estridencia el anuncio de supuestas reformas en nuestro sistema económico y social y la aplicación de recetas capitalistas para encauzar la economía; algunos, incluso, se atrevieron a describir la existencia de una lucha entre tendencias en la Dirección de la Revolución y todos coinciden en reclamarnos cambios más rápidos y más profundos en la línea de desmontar el socialismo.

Al observar fríamente estas campañas de prensa queda evidenciado que casi todas las agencias se guían por un mismo hilo conductor. No me refiero a los periodistas, obligados a someterse a la línea editorial que les trazan y exigen los consorcios mediáticos sobre Cuba, aunque a veces utilizan las mismas frases y calificativos prefabricados. No pocas veces párrafos completos idénticos, independientemente de si son de una región del mundo o de otra.

Con la experiencia acumulada en los más de 55 años de lucha revolucionaria, parece que no vamos tan mal, ni que el desespero y la frustración sean nuestros compañeros de viaje.  Si nos elogiaran, entonces sí tendríamos motivos para preocuparnos.

Como afirmó el compañero Machado el pasado 26 de julio: cito: “proseguiremos con sentido de responsabilidad, paso a paso, al ritmo que determinemos nosotros, sin improvisaciones ni precipitaciones, para no errar y dejar atrás definitivamente errores o medidas que no se avienen a las condiciones actuales” (fin de la cita).

La unidad entre los revolucionarios y entre la dirección de la Revolución y la mayoría del pueblo es nuestra más importante arma estratégica, la que nos ha permitido llegar hasta aquí y continuar en el futuro perfeccionando el socialismo.
Aunque les duela a los enemigos, nuestra unidad es hoy más sólida que nunca, no es fruto de la falsa unanimidad o de la simulación oportunista, la unidad no excluye las discrepancias honestas, sino que presupone la discusión de ideas diferentes, pero con los mismos propósitos finales de justicia social y de soberanía nacional, lo que nos permitirá siempre llegar a las mejores decisiones.

La unidad se fomenta y cosecha en la más amplia democracia socialista y en la discusión abierta de todos los asuntos, por sensibles que sean, con el pueblo.
Hablando de temas sensibles, debo informarles que luego de meses de estudio en el marco de la actualización del modelo económico cubano, el Consejo de Ministros en su última reunión, efectuada los días 16 y 17 de julio, con la participación de los vicepresidentes del Consejo de Estado, otros miembros del Buró Político y del Secretariado del Comité Central, los primeros secretarios de los comités provinciales del Partido y los presidentes de los consejos de la administración provincial, así como los cuadros centros de la CTC , demás organizaciones de masas y la UJC y altos funcionarios de los organismos, acordó un conjunto de medidas para acometer, por etapas, la reducción de las plantillas considerablemente abultadas en el sector estatal.

En una primera fase, que planificamos concluir en el primer trimestre del próximo año, se modificará el tratamiento laboral y salarial a los trabajadores disponibles e interruptos de un grupo de organismos de la administración central del estado, suprimiendo los enfoques paternalistas que desestimulan la necesidad de trabajar para vivir y con ello reducir los gastos improductivos, que entraña el pago igualitario, con independencia de los años de empleo, de una garantía salarial durante largos períodos a personas que no laboran.

El éxito de este proceso dependerá en buena medida del aseguramiento político que debemos acometer, bajo la dirección del Partido y con la activa participación de la Central de Trabajadores de Cuba y las organizaciones sindicales. Es preciso conformar un clima de transparencia y diálogo donde prime la información oportuna y diáfana a los trabajadores, en el cual las decisiones sean colegiadas adecuadamente y se creen las condiciones organizativas requeridas.

La estricta observancia del principio de idoneidad demostrada a la hora de determinar quién merece el mejor derecho de ocupar una plaza, debe contribuir a evitar cualquier manifestación de favoritismo, así como de discriminación de género o de otro tipo, las cuales deben enfrentarse con toda firmeza.

El Consejo de Ministros también acordó ampliar el ejercicio del trabajo por cuenta propia y su utilización como una alternativa más de empleo de los trabajadores excedentes, eliminando varias prohibiciones vigentes para el otorgamiento de nuevas licencias y la comercialización de algunas producciones, flexibilizando la contratación de fuerza de trabajo.

Al propio tiempo, en la citada reunión de los mencionados días 16 y 17 de julio, se aprobó la aplicación de un régimen tributario para el trabajo por cuenta propia que responda al nuevo escenario económico y garantice que los incorporados a esta actividad contribuyan a la seguridad social, abonen impuestos sobre los ingresos personales y las ventas; y aquellos que contraten trabajadores paguen el tributo por la utilización de la fuerza de trabajo.

Próximamente se celebrará un pleno ampliado del Consejo Nacional de la Central de Trabajadores de Cuba donde abordaremos en detalle con los principales dirigentes obreros estas importantes decisiones, que constituyen en sí mismas un cambio estructural y de concepto en interés de preservar y desarrollar nuestro sistema social y hacerlo sostenible en el futuro, de modo que cumplamos el mandato del pueblo de Cuba, recogido en la Constitución de la República, de que el carácter socialista y el sistema político y social contenido en ella son irrevocables (Aplausos).

No albergamos dudas de que en la materialización de estas medidas contaremos con el apoyo decisivo de la clase obrera, que junto al campesinado y el resto de los sectores de la sociedad, comprende que sin el aumento de la eficiencia y la productividad es imposible elevar salarios, incrementar las exportaciones y sustituir importaciones, crecer en la producción de alimentos y en definitiva sostener los enormes gastos sociales propios de nuestro sistema socialista, esfera en la que también estamos en el deber de ser racionales, ahorrando mucho más sin sacrificar la calidad.

Por otra parte, pienso que a nadie se le escape la trascendente contribución al mejoramiento de la disciplina social y laboral que emana de la aplicación de estas medidas.

Al adoptar estos acuerdos, partimos de que nadie quedará abandonado a su suerte, el Estado Socialista brindará el apoyo necesario para una vida digna, mediante el sistema de asistencia social a aquellos que realmente no estén en capacidad de trabajar y sean el único sustento de sus familias. Hay que borrar para siempre la noción de que Cuba es el único país del mundo en que se puede vivir sin trabajar.
Igualmente hemos avanzado en los estudios a cargo de la Comisión de Política Económica del Sexto Congreso del Partido y funcionan ininterrumpidamente los diversos grupos de trabajo creados para la elaboración de propuestas, que analizaremos previamente con los militantes del partido y la población en su conjunto.

En medio de la adversa coyuntura económica internacional y su inevitable incidencia en nuestro país, en los estimados del primer semestre se aprecian resultados alentadores en la economía nacional, a pesar del incumplimiento del plan de azúcar y otras producciones agropecuarias a causa de errores de dirección y también por los efectos de la sequía.

Se incrementan los arribos de visitantes extranjeros, se cumple la producción petrolera; se mantiene, e incluso mejora, el equilibrio monetario interno, la productividad del trabajo refleja un ritmo superior al salario medio, objetivo que no se lograba desde hace varios años, se elevan modestamente las exportaciones y se reduce el consumo de portadores energéticos, a partir del reordenamiento del transporte y el efecto de otras medidas de ahorro.

El consumo de electricidad refleja resultados positivos en el sector estatal, a diferencia del residencial que crece más que lo previsto.

Hace exactamente un año me referí a las restricciones financieras externas que enfrentábamos debido a la acumulación de compromisos de pago y la necesidad de llevar a cabo renegociaciones de deudas. Hoy puedo informarles que gracias a la confianza y comprensión de la mayoría de nuestros acreedores, hemos logrado algunos avances en el aplazamiento de obligaciones, las cuales tenemos la más firme voluntad de honrar en los nuevos plazos convenidos. Asimismo, las retenciones de transferencias al exterior a suministradores acumuladas en esa fecha, son hoy apenas un tercio de aquellas de hace un año y, como muestra de seguridad en el país se han incrementado los depósitos extranjeros en los bancos cubanos.

Debo referirme a otro tema de actualidad. Por decisión soberana y en estricto apego a nuestras leyes, en los últimos días se completó la excarcelación y salida del país de los primeros 21 reclusos contrarrevolucionarios, de los 53 sancionados en el 2003 por delitos contra la seguridad del Estado. Con anterioridad, desde el 2004, se había concedido licencia extrapenal a otros 22 sancionados en la misma causa judicial. Cabe recordar que ninguno de estos ciudadanos fue condenado por sus ideas, como han tratado de hacer ver las brutales campañas de descrédito contra Cuba, en diferentes regiones del mundo.

Como quedó probado de manera irrefutable en el acto del juicio oral, todos habían cometido delitos previstos y sancionados en nuestras leyes, actuando al servicio del gobierno de los Estados Unidos y de su política de bloqueo y subversión. No debe olvidarse que en aquellos momentos -2003-, el entonces presidente George W. Bush, embriagado con las aparentes victorias en las guerras de Iraq y Afganistán, proclamaba el “cambio de régimen” en Cuba y amenazaba directamente nuestra seguridad nacional, llegando incluso a designar públicamente un interventor para administrar el país tras ser ocupado, al igual que acababan de hacer en Iraq. Como consecuencia, se fraguaron decenas de planes de desestabilización interna y de secuestro de aviones y barcos que tuvimos que enfrentar con toda firmeza, basados en el estricto respeto a las leyes.

La Revolución puede ser generosa porque es fuerte, su fuerza radica en el apoyo mayoritario del pueblo que ha sabido resistir tantos años de agresiones y sacrificios, por eso no resulta ocioso reiterar que no habrá impunidad para los enemigos de la Patria, para quienes intenten poner en peligro nuestra independencia. (Aplausos).

Nadie se llame a engaño. La defensa de nuestras sagradas conquistas, de nuestras calles y plazas, seguirá siendo el primer deber de los revolucionarios a quienes no podemos privar de ese derecho (Aplausos prolongados).

Fuera de texto podemos comentar que el pobre interventor designado por George W. Bush se quedó desempleado (Risas).

En cuanto a Cuba y los Estados Unidos, en esencia nada ha cambiado; nuestros valerosos Cinco Héroes permanecen sufriendo injusta prisión y un trato abusivo, como la crueldad que se comete actualmente con el compañero Gerardo Hernández Nordelo, condenada por esta Asamblea. Aunque exista menos retórica y se celebren ocasionales conversaciones bilaterales sobre temas específicos y limitados, en realidad, el bloqueo se continúa aplicando y nosotros seguiremos actuando con la serenidad y paciencia que hemos aprendido en más de medio siglo.

A nosotros, los revolucionarios cubanos las dificultades no nos quitan el sueño, nuestro único camino es proseguir la lucha con optimismo y la inclaudicable fe en la victoria.

Muchas gracias (Ovación).

Foto AIN Marcelino VAZQUEZ HERNANDEZ

Discurso de Raúl Castro en la Asamblea Nacional (Parte I)
http://videos.co.cu/videos/raulasambleanacional1-2010.wmvDiscurso de Raúl Castro en la Asamblea Nacional (Parte II)

http://videos.co.cu/videos/raulasambleanacional2-2010.wmv

Discurso de Raúl Castro en la Asamblea Nacional (Parte III)
http://videos.co.cu/videos/raulasambleanacional3-2010.wmv

Discurso de Raúl Castro en la Asamblea Nacional (Parte IV)
http://videos.co.cu/videos/raulasambleanacional4-2010.wmv

Discurso de Raúl Castro en la Asamblea Nacional (Parte V)
http://videos.co.cu/videos/raulasambleanacional5-2010.wmv

Discurso de Raúl Castro en la Asamblea Nacional (Parte VI)
http://videos.co.cu/videos/raulasambleanacional6-2010.wmv

Read Full Post »

Por Orlando Cruz Capote* 

el_mundo_acusa.JPG
  

Sólo estábamos percibiendo una breve y tenue luz de verdad en el largo y sombrío túnel de la campaña mediática, engañosa y falaz, contra Cuba revolucionaria cuando nos llegaban ocho noticias de gran impacto internacional. No sabemos en que lugares de España y de Europa se encuentran Aznar y Vargas Llosa más sus acólitos, porque no han denunciado nada de lo que está aconteciendo y sólo dedican sus anteojos para ver más allá de sus fronteras: al sur geopolítico subdesarrollado y, en especial, a los pueblos y países que están llevando a cabo procesos de cambios significativos en Nuestra América. Estos hechos, que no pudieron ser invisibilizados por los “mediáticos” son los siguientes:

  1. La muchas veces anunciada y magnificada crisis económica-financiera griega, verdadero chivo expiatorio de la crisis total europea y de la zona común del Euro que está golpeando las economías más débiles -y fuertes también- del viejo continente (Grecia, pero también España, Portugal, Italia, otros países del sur y de la Europa del Este, incluyendo a los bálticos), y que ha arrastrado a Alemania y su Banco Central a medidas de salvataje salvaje muy unilaterales, sin previa consulta con las autoridades de otra de las más potentes economías de ese entorno como Francia por ejemplo, en un desesperado esfuerzo por salvaguardar de la explosión inevitable a las clases ricas de su sociedad y las demás del civilizado continente, que siempre ha sido llamado a imitar por todos. Unidad e integración desbaratándose en un sálvese quien pueda o recargando los problemas hacia los explotados y oprimidos.
  2. La aprobación de la racista y fascistoide ley anti-inmigrante del congreso y los gobernantes del Estado de Arizona, EE.UU., que desdice en los hechos los argumentos de que ese país es el reino de la libertad, cuando la policía y otros cuerpos represivos, incluidos las patrullas fronterizas privadas, pueden golpear, tomar prisioneros y expulsar del país a quienes consideren no sean oriundos de la cultura occidental anglosajona.
  3. El anuncio de las nuevas reelaboraciones, en los límites del absurdo, de los contenidos de los planes de estudio de las escuelas en ese territorio norteamericano -que significarán más (des)-información e (in)-comunicación para los educandos y la población en general (se dice que ya no hablará del imperialismo sino de política de expansión ¿?)- que precisa con nitidez que no existe la cacareada igualdad de oportunidades para todos los ciudadanos porque las posibilidades de elegir críticamente los conocimientos están siendo muy constreñidas en la nación de la “libertad de prensa y de expresión”.
  4. La “titánica” solución, salomónica, del mandatario de la Casa Blanca, Sadam Husseim Obama de enviar otros 1 200 soldados -no sabemos si está incluida la Guardia Nacional- a la frontera con México para refortificar el muro fronterizo (ampliarlo), aumentando la vigilancia y la cacería de aquellos que intenten burlarlo, con el fin de “ayudar” al vecino país en su lucha contra el narcotráfico, que está produciendo un verdadero baño de sangre en el México de Hidalgo y Morelos, “evitando” además que entren drogas a su nación (ellos, los mayores consumidores y hasta productores de las drogas de laboratorio), aunque se conozca a los cuatros vientos que las armas de fuego pesado de los narcos están siendo adquiridas en los tiendas, verdaderos aljibes de venta, del Imperio Norteño. Otra “misión imposible” para un ejército que está envuelto en dos conflagraciones bélicas (Irak y Afganistán) sin visos de salir airosos en ninguno de estos escenarios.
  5. El irresponsable crimen contra el medio ambiente y la biodiversidad, motivado por el flagrante derrame petrolero, imparable hasta estos momentos, en el mismísimo Golfo de México, “Mare Noustrom” de forma de vida y ruta común de los múltiples países latinoamericano-caribeños y de los propios Estados Unidos, por una transnacional inglesa: la British Petroleum (PM), en contubernio con sus socios estadounidenses, muchos de ellos beneficiarios de los resultados de la aventura bélica en Irak.
  6. El rechazo del establishment político de Washington de que Irán pueda cambiar su uranio producido, para fines pacíficos, por otro enriquecido en la vecina Turquía. Propuesta elaborada y llevada a cabo por la diplomacia y el presidente del Brasil sudamericano que realizó un verdadero esfuerzo mediatorio de suma importancia para evitar nuevas medidas económicas, comerciales, financieras y punitivas, léase militares, por parte del Consejo de Seguridad, en especial del gobierno de EE.UU. y su socio Israel en el Medio Oriente. La jefa del Departamento de Estado y sus voceros, al declarar que esa acción es dilatoria para que la nación iraní obtenga uranio enriquecido para fabricar armas nucleares coloca en un callejón sin salida, diplomática y políticamente, a la crisis medio oriental, y prevé más que nunca un ataque sorpresivo y preventivo, suicida por cierto, contra las instalaciones nucleares del antiguo imperio persa que puede acarrear un desastre de incalculables consecuencias si de las zonas bombardeadas se expande la radioactividad hacia sus vecinos y más allá o Irán demuestra capacidad de dar un golpe militar de respuesta.
  7. El grave incidente en los mares de las dos Coreas, en el cual la del Sur pro-yanqui acusa a la socialista del Norte de haber atacado subrepticiamente una corbeta de su armada con un torpedo lanzado por un submarino militar de nacionalidad norcoreana. Todo muy parecido a una operación de montaje provocativo para tensionar esa zona asiática y comprometer aun más a la China Popular en otro conflicto en el cual esa nación emergente ha estado mediando con mesura ante el programa nuclear bélico norcoreano en las llamadas negociaciones de las seis bandas. Es también una prueba de desgaste político y económico contra la China socialista para obstaculizar su desarrollo constante y seguro por parte de las presiones norteamericanas que la incita a devaluar la moneda nacional, el Yuan, ante el dólar, y tomar otras medidas financieras con el fin de equilibrar el intercambio comercial entre EE.UU. y China Popular, muy favorable a la segunda potencia, compradora además de la mayoría de los Bonos del Tesoro estadounidense, junto al Japón.
  8. Y para culminar, el ataque despiadado, premeditado y criminal por parte de comandos israelíes contra la flotilla humanitaria internacional que se dirigía hacia la zona de Gaza para ayudar al hambreado y enfermo pueblo palestino en su propio territorio después de un atroz bloqueo y agresiones de los sionistas. Más de 10 muertos y alrededor de una centena de muertos. Hoy el gobierno de Tel-Aviv anunció que liberará a los miembros de la flotilla que tenia como prisioneros de guerra, acción que no repara los daños y el abuso causado contra la humanidad toda.

Ocho noticias para que la Unión Europea determinara una “posición común” y no como a las que se aferra con respecto a Cuba por supuestas violaciones de los derechos humanos y la muerte, lamentable, de un delincuente común convertido en disidente contrarrevolucionario. Porque si tuvieran moral y ética-política diáfana y auténtica, además de autonomía y proyección internacional autóctona vieran en esas actitudes y accionares actos fascistas y genocidios calculados contra el ser humano en las distintas partes del mundo de hoy. 

Claro que este posible planteamiento crítico de los poderosos es un sueño imposible, porque los que han actuado de forma asesina e injusta, violando los más elementales derechos humanos y del planeta Tierra (que conforman una unidad holística-integradora); son miembros del Consejo de Seguridad y de la OTAN, las principales transnacionales implicadas son poderosas y poseen sus casas matrices en los EE.UU. y en el Reino Unido, fundamentalmente; porque el Presidente que se involucra en un “Muro de Contención” es el ganador inmerecido de un Premio Nobel de la Paz que prometió en su campaña electoral, “por el cambio”, transformar la ley migratoria en su país, nación multinacional y multiétnica que debe mucho a esas oleadas de inmigrantes; porque los israelitas son un lobby económico y político -armamentístico también- en el escenario de la política interna y externa de los Estados Unidos de América.  

No obstante, hay voces disímiles dentro del concierto internacional denunciando tales felonías, pero en muchos casos los actos no pasan de la simple retórica. Las denuncias no transitan por meras preocupaciones.  

Sólo los pueblos concientizados, los sujetos histórico-políticos del cambio revolucionario son capaces de repetir con un nuevo contenido el YO ACUSO histórico ahora con un contenido planetario de mayor alcance, gracias a los medios científico-técnicos a nuestro alcance contra tantos desmanes, crímenes, injusticias y dobles raseros en la política interna y externa que emanan de los centros de poder imperialistas. 

Es la hora de la acción y corresponde a cada uno de los movimientos sociales y políticos dentro de esas naciones y las demás solidarias e internacionalistas con las mismas convertir en hechos las palabras. Hay que aislar tanta ignominia, no basta sólo denunciarla: la acción nicaragüense de romper relaciones con el Estado de Israel es un primer paso necesario y justo. Y no es la única medida que podemos tomar los tercermundistas.  

Hay que frenar la prepotencia y arrogancia de los poderosos y sus asesinatos descarados y cínicos en Honduras contra la resistencia nacional-social, así como poner fin a los abusos y los golpes de la policía contra los estudiantes en huelga en Puerto Rico, por una educación más racional y equitativa. La agenda de propuestas es larga y no debemos cejar en esa lucha en todos los escenarios y con todos los métodos de combate. 

*Dr. Orlando Cruz Capote, Investigador Auxiliar, Instituto de Filosofía, CITMA, Cuba

Read Full Post »

Por Jean-Guy Allard

con socios de la mafia cubano-americana
aznar-y-bush.jpgEl ex presidente del Consejo español José María Aznar, ahora objeto de una investigación  del Tribunal de Cuentas, se gastó dos millones de dólares para hacerse condecorar por George W. Bush, con una firma de cabildeo de Washington que representa a la Bacardí, donde se mueven miembros de la mafia cubanoamericana y a la cual se sumó hace unos meses el ex senador Melquides “Mel” Martínez, padrino del Cuban Liberty Council de Miami.

 En Madrid, el Tribunal de Cuentas acaba de revelar que se ha abierto una investigación para conocer como Aznar utilizó dinero público para promocionarse en Estados Unidos y conseguirse la Medalla de Oro del Congreso que, supuestamente, iba a entregarle el entonces presidente Bush.

 El Consejo de Ministros aprobó el 26 de diciembre de 2003, en circunstancias que quedan por determinar, un jugoso contrato por 2,3 millones de dólares (1,7 millones de euros) con la empresa estadounidense de lobbying ‘Piper Rudnick’, hoy denominada DLA Piper.

 El máximo órgano fiscalizador del Estado español también intenta determinar como se esfumaron antes de llegar a la firma contratada parte de los 2,3 millones de dólares así atribuidos a la obtención de una condecoración que nunca consiguió.

 DLA Piper que se dedica a captar a legisladores a favor de sus clientes tiene entre sus clientes más famosos a la marca Bacardí, conocida por el financiamiento que provee a organizaciones hostiles a Cuba, incluso a grupos que promueven el uso del terror contra la Isla.

 Poco antes de abandonar su escaño, el ex senador “Mel” Martínez, apadrinó una decisión del Gobierno de George W. Bush a favor de la firma Bacardí en su plan para robarse la afamada marca de ron cubano Havana Club, distribuida internacionalmente por la francesa Pernod Ricard.

 “Coincidencia” como suele ocurrir en Washington, se retiró luego sorpresivamente del Senado para sumarse a la firma de cabildeo, para convertirse en “lobbyista” al lado de su amigo de 20 años, el cubanoamericano mafioso Ignacio E. Sánchez, eminente socio de esta firma.

 Martínez fue padrino del terrorista Cuban Liberty Council el día de su acto de fundación. Nunca se perdió una oportunidad de difamar y atacar a la Revolución cubana. En el 2006, el entonces senador Martínez, de visita en Madrid, se dedicó a destacar la “necesidad de enfrentarse al Gobierno cubano con mano firme”.

 Sánchez detiene, por su parte, la clientela de la General Cigar Company, el más grande distribuidor de tabacos de Estados Unidos quién intenta apropiarse de la marca Cohiba, también de fama internacional.

 El contrato firmado por el gobierno de Aznar se hizo bajo el pretexto de «asistir al Gobierno de España en la promoción de relaciones más próximas con los Estados Unidos». El contrato preveía un importe de dos millones de dólares mediante pagos mensuales de 100.000 dólares durante 20 meses. El pago inicial de 700.000 dólares.

 Poco después de concluirse, el contrato ya daba beneficios a Aznar cuyo nombre se apareció en la lista de oradores exclusivos de las principales agencias especializadas de EE.UU., con honorarios de de 32.655 euros por charla.

 Los abogados Mazón y Martínez que solicitaron la investigación al Tribunal de Cuentas consideran que para la obtención de la Medalla de Oro del Congreso de Estados Unidos “no debían utilizarse medios públicos” al ser esto una “aspiración personal” de Aznar.

 También piden que se esclarezca donde se volatizaron los 300 000 dólares que constituyen la diferencia entre los 2,3 millones aprobados y los 2 millones finalmente contratados con la firma de cabildeo.

 El contrato se firmó en secreto tres meses antes de las elecciones presidenciales de 2004. Los fondos se desviaron a través de la Secretaría de Estado para Asuntos Exteriores e Iberoamérica.

 Según la factura de DLA Piper, los lobbyistas de la firma “ayudaron con el paso de H.R. 2132, una resolución que autoriza la concesión de una medalla de oro para el Presidente Aznar” lo que implicó “ponerse en contacto con oficinas del Congreso para solicitar que los miembros copatrocinen la resolución introducida por el Representante Jim Gibbons” y los senadores Dodd, Frist y Daschle “para introducir un proyecto de la ley similar y obtener co-patrocinadores”.

 Con o sin medalla, Aznar fue – entre otras cosas – una pieza clave de la política de Bush con Latinoamérica. La fundación FAES, que preside el que fue apodado “la chancleta de Franco” tuvo un papel activo en las conexiones que estableció con políticos conservadores de Latinoamérica con el objetivo de detener las corrientes progresistas en el sur del continente.

 Las regulaciones de la democracia parlamentaria autorizan a los llamados lobbyistas comprar la complacencia de los políticos a golpe de contribuciones a sus fondos electorales y otras bondades.

 Además de sus características mafiosas, el contrato Aznar revela como gobiernos extranjeros contratan a empresas norteamericanas como DLA Piper para resolverse relaciones “privilegiadas” con el gobierno de Estados Unidos al sobornar miembros del Congreso.

Read Full Post »

El embajador colombiano Álvaro García Jiménez llama a realizar “inteligencia” en Argentina

Dick Emanuelsson – Hernando Vanegas Toloza (especial para ARGENPRESS.info)

Publicado en ARGENPRESS:
http://www.argenpress.info/2010/01/los-colombianos-en-el-extranjero-deben.html


En un ataque de rabia el señor presidente de Colombia, Álvaro Uribe Vélez, arremetió contra todos los exiliados políticos en el extranjero bajo la argumentación de ser “brazo civil de las FARC”.

Declaraciones de Uribe Vélez

El señor Uribe Vélez desesperado y en un ataque de histeria atacó a las FARC y por ahí derecho se fue lanza en ristre contra los exiliados políticos, declaraciones que dio en diversas radios colombianas:

http://www.box.net/shared/17x00g9o0i

Es una costumbre inveterada del señor Uribe Vélez cuando está en campaña o cuando está frustrado porque las cosas no le salen como él quiere en relación con las FARC, atacar a las FARC y atacar a los exiliados políticos. Ésta vez fue porque unos documentalistas argentinos hicieron un excelente documental que muestra la otra cara de las FARC, la de campesinos que cultivan la tierra.

Declaraciones del canciller Jaime Bermúdez

En consonancia con las declaraciones de Uribe Vélez, el canciller Jaime Bermúdez dijo que habían hecho una reunión con 20 embajadores colombianos y les habían dado personalmente las órdenes. Sabemos porque lo hemos vivido que las órdenes son el espionaje de los refugiados políticos. Ésta práctica ha sido develada por el periodista Dick Emanuelsson cuando tomó en flagrancia al Primer secretario de la embajada colombiana en Estocolmo, Ernesto Yamhure, tomándole fotos a los refugiados políticos que protestaban por el anclaje en Estocolmo del buque escuela Gloria, buque que ha estado salpicado por el narcotráfico toda vez que en muchas ocasiones ha sido hallada alijos de la sustancia maldita.

Hace poco el reportero Dick Emanuelsson entrevistó Juan G. García, ex asesor político de Carlos Castaño, entonces máximo jefe de los grupos paramilitares colombianos, que contaba al reportero sueco que Ernesto Yamhure no solamente frecuentaba en los campamentos de los escuadrones de la muerte colombianos sino también fue amigo y asesor político de Castaño que le pagaba por su asesoría, suceso que el mismo García presenció. Posteriormente lo ha confirmado a la prensa colombiana Freddy Rendón, jefe paramilitar.

¿Será que ese tipo de “diplomáticos” son típicos en las legaciones colombianas en el exterior? ¿Será que en la embajada colombiana en Buenos Aires también tiene su “Yamhure” como jefe de la inteligencia militar con la tarea de “sapear” y “neutralzar” tanto colombianos como argentinos?

En Suecia hay más de 300 exiliados afectos al régimen de Uribe Vélez que están desarrollando lo que ellos llaman “la red de los 100.000 amigos”. Ésta red está articulada en su primera fase, es decir, la ubicación de los “amigos de Uribe” en Estocolmo desde los pueblos en los cuáles fueron ubicados en el norte de Suecia. Entre las tareas que desarrollarían sería en primer lugar, el espionaje de los refugiados políticos, y en segundo lugar, el “choque” y saboteo de actividades que los refugiados políticos adelanten.

No se descarta que en algunos casos esos “amigos de Uribe” -narcoparamilitares- adelantarían acciones de asesinato a un determinado número de refugiados políticos.

La carta de la Embajada Colombiana en Argentina

La puesta en práctica del sueño de Uribe Vélez de conformar los 100.000 ”amigos” para adelantar las labores anteriormente descritas, es una realidad espantosa. La siguiente carta de la Embajada de Colombia en Argentina lo demuestra:

En la década -70 y -80 fue convertida la embajada chilena en Estocolmo a una central de inteligencia. Además fueron agredidos y atacados en sus propias casas varios de los lideres de la organización antifascista chilena. La policía de migración y los organismos de seguridad sueca fueron alertados y varios de los “diplomáticos” chilenos fueron declarados expulsados. Lo que vemos ahora, con el Memorando de la embajada colombiana en Argentina es una flagrante violación de las facultades que tienen la embajada y sus funcionarios.

Habría que preguntarse en la Cancillería argentina si les van a permitir un espionaje abierto y público que el mismo embajador colombiano, Álvaro García Jiménez, está convocando entre sus compatriotas en la tierra de San Martín.

¿Qué pasa con los nacionales argentinos que no están de acuerdo con la política de Uribe y que lo expresan? ¿O los cineastas o documentalistas que han hecho excelentes reportajes en Colombia, será que van a ser clasificados como “aliados a la guerrilla” y ser objetivo militar para los “100.000 amigos de Uribe” en Argentina?

Los chilenos o argentinos o uruguayos que fueron tildados “terroristas” ayer por las juntas militares en el Cono Sur, hoy son considerados en la historia como luchadores por la libertad y los verdugos de ayer están en gran parte detrás las rejas en las cárceles, cumpliendo cadenas largas por su impresionante “Hoja de Vida” sangrientas.

Las labores de los funcionarios de las embajadas

Los funcionarios de las embajadas colombianas desarrollarían la labor de ”inteligencia” asistidos por los ”100.000 amigos de Uribe”. Ello se ha visto en algunos países como Estados Unidos, en varios países latinoamericanos como Honduras bajo la sombra del golpe de estado, etcétera.

A principio de este mes fueron convocados los embajadores colombianos en el mundo, llegaron 24 a Bogota y otros doce estaban conectados con la reunión a través de una videoconferencia. Ahí fueron informados y ordenados sobre las tareas de una nueva estrategia y campaña internacional que el canciller Jaime Bermúdez consideró debe ser “una política exterior más audaz” y “sin complejos” [1]. El mismo Bermúdez lo subrayo “en alusión a la divulgación en Argentina de un video que muestra a los guerrilleros como inofensivos agricultores”, escribía El Tiempo.

Las declaraciones de Carlos Lozano Guillén

El 12 de enero 2010 fue publicado en el semanario VOZ una nota en la pagina 15 en donde se relata como uno de los dos firmantes de este texto, Dick Emanuelsson, había sido victima por los agentes bajo el mando directo de Álvaro Uribe del organismo G-3 del DAS. G-3 es una unidad especial que se ha dedicado (y seguramente sigue haciéndolo) de hacer inteligencia contra periodistas, magistrados, lideres políticos y populares. Y dice la nota de VOZ:

“En las capretas del G-3 del DAS, el grupo que hacía seguimientos a periodistas, magistrados, y dirigentes político, una de las más voluminosas es la del periodista sueco Dick Emanuelsson, corresponsal de varios periódicos de su país, quien aparece fotografiado haciendo gimnasia cerca de su vivienda, saliendo de Caracol Radio (la emisora más grande de Colombia en donde Emanuelsson participaba los viernes por la noche en el programa “HORA 20”, dirigido por Néstor Morales) con otros periodistas, en encuentros con amigos y colegas en distintos sitios de Bogota y detallados informes de cada uno de sus desplazamientos. Es copiosa la información que recogieron del periodista, hasta de su vida privada, en varios años de seguimiento, interceptación de correos electrónicos y de teléfonos”.

Ya en febrero del 2008 se había filtrado información del DAS que fue publicada en la Revista Semana en Colombia en donde Emanuelsson fue objeto por discusiones internas del DAS y su agentes junto con el periodista Hollman Morris, el Colectivo de abogados Alvear Restrepo. En conversación con Carlos Lozano, el director de VOZ y mil veces amenazados de muerte éste confirma a Emanuelsson de la existencia de las carpetas en DAS:

“Me encontré con la carpeta en una diligencia en la fiscalía con el ex director del Das Jorge Noguera. Me mostraron las carpetas donde aparecen los documentos que acumularon estos sinvergüenzas sobre mí y al lado vi la tuya y la pude revisar aunque de forma rápida. (…) Lo que sí pude observar fue que tenían un seguimiento a minuto tuyo. Correos electrónicos pero en cantidades pues te tenían chuzado el mail y conversaciones telefónicas. Todo lo hacía el G-3 de inteligencia del DAS”.

Esta es la realidad colombiana. Los periodistas que ejercen los principios del periodismo investigativo y cuestionario son sindicados por los organismos de seguridad y de la inteligencia militar como “amenaza a la seguridad nacional” y muchas veces han caido asesinados por estos organismos o los grupos paramilitares creados por el estado colombiano.

Ahora están tratando de materializar esa red de sapos y asesinos afuera las fronteras de Colombia con el motivo de “acabarlos”, como decía Uribe a una emisora local en Colombia a principio del año. Si corríamos muchos riesgos y peligros como corresponsales en territorio colombiano, ahora la cosa no es menos peligrosa en el exterior, sobre todo en países latinoamericanos en donde la extrema derecha ha regresado al poder y en donde el intercambio de “información” puede poner en graves riesgos a los periodistas, incluso en los medios alternativos.

Los estudiantes tienen que volverse ”informantes, o sea, sapos

El plan de Uribe Vélez es realmente narco-paramilitarizar la vida colombiana. Ya no es solamente la militarización de la vida de los colombianos lo que está en juego, sino la adición de un componente mucho más malévolo. Narco-paramilitarizar todas las esferas de la vida nacional. Recordemos sus intentos de institucionalizar el narco-paramilitarismo a través de los remedos de diálogos de Ralito (lugar por las negociaciones entre Uribe y los paramilitares), lo cual afortunadamente contó con el rechazo de los colombianos.

La propuesta de convertir en”informantes” a los estudiantes universitarios es involucrarlos en la guerra, la cual definitivamente está perdiendo el régimen de Uribe. Nadie entendería que si el régimen estuviera ganando la guerra hiciera movimientos desesperados como el de involucrar al cien por ciento a los militares de USA en la guerra interna al dar”7 bases militares”, ”y más”, y ahora ésta propuesta descabellada y obra de una mente enfermiza al igual que la persecución de los refugiados políticos.

La lucha del pueblo es la única solución

La lucha del pueblo colombiano viene desarrollándose contra éstos intentos de dirigir a nuestro país hacia un punto de no retorno. Los colombianos hemos dado miles batallas contra éste régimen putrefacto. En éstos precisos momentos hay que redoblar los esfuerzos para conducir a Colombia por el camino correcto.

Lease:
Uribe amenaza cineastas argentinos, y refugiados políticos colombianos en Suecia y en el mundo:
http://dickema24.blogspot.com/2010/01/uribe-amenaza-cineastas-argentinos-y.html

Foto 1: Colombia, Fuerzas Armadas, Política (Junio de 2008)- Una moneda con el escudo de armas de las Fuerzas Militares le fue entregada al en ese entonces director de noticias de RCN Televisión y actual embajador de Colombia en Argentina, Álvaro García Jiménez, por parte del general Freddy Padilla de León, Comandante General de las FFAA. / Autor: Elizabeth Filigrana – CGFM.

Vease también la entrevista con Alvaro Garcia en abril de 2004, dos años después que el ejército ametralló y asesinó el camarógrafo de RCN, HÉCTOR SANDOVAL, y WALTER LÓPEZ, conductor del equipo de RCN-Televisión en Cali, dirigido por la periodista LUISA ESTELA ARROYAVE, hoy exiliada en Canadá por las amenazas de muerte del ejercito, bajo el titulo:
¿Por qué los medios no hablan de los periodistas de RCN asesinados por el ejército en la retención de los 12 diputados en Cali 2002?
Por Dick Emanuelsson
http://www.rebelion.org/noticias/2007/7/53238.pdf”

Foto 2: Colombia, Política – Facsímil del memorando del Embajador Álvaro García Jiménez a la comunidad colombiana en Argentina.

Read Full Post »

Older Posts »