Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for 19/01/11

El Tribunal del Pueblo y la protesta desenmascaran los crímenes de Posada y las conexiones

Las acciones reciben amplia cobertura de los medios de prensa

Posada Victims Banner El Paso '11 El 10 de enero el gobierno de los Estados Unidos comenzó en El Paso su farsa de juicio al conocido terrorista Luis Posada Carriles, quien no es acusado por ser el autor de múltiples asesinatos, sino por mentiroso.

La noche precedente y la mañana del día del juicio tuvo lugar un Tribunal del Pueblo y una manifestación de protesta frente al Juzgado, que desenmascararon los verdaderos crímenes de Posada y los colocaron en el contexto de los 50 años de guerra terrorista desarrollada por los Estados Unidos contra Cuba.

La entrada de la Comunidad Universalista Unitaria en El Paso estaba atestada la noche del domingo para oír a los oradores, entre los cuales se encontraban Ramsey Clark, ex – Fiscal General de los Estados Unidos; Keith Bolender, autor de un nuevo libro acerca del terrorismo contra Cuba; Mara Verheyden-Hilliard, de la Sociedad por la Justicia Civil; Brian Becker, Director Nacional de la Coalición A.N.S.W.E.R.; y Gloria La Riva del Comité Nacional por la Liberación de los Cinco Cubanos. También hablaron los jóvenes activistas Lisa Santillanes, Joel Gallegos y Chris Banks.

Los oradores hablaron acerca de los crímenes de Posada, pero también se refirieron al papel de Posada como agente del gobierno de los Estados Unidos en su política de “cambio de régimen” en Cuba.

Becker planteó: “Cuba no está involucrada en actividad alguna que pudiera ser remotamente considerada perjudicial o peligrosa para el pueblo de los Estados Unidos, o para los pueblos del Caribe, o para los pueblos de América Latina, o para los pueblos de África. En realidad, por lo único que los pueblos del mundo reconocen a Cuba es por…enviar médicos y enfermeras que les llevan atención médica gratuita, quienes por extensión demuestran la vitalidad y dinamismo, la validez de una revolución que declaró ‘las ganancias no son lo primero, nosotros ponemos al pueblo primero'”. Watching video Verheyden-Hilliard dijo, “Ellos no pueden llevar a juicio a Posada porque eso sería poner a los Estados Unidos frente al tribunal, y ello expondría la hipocresía, la extraordinaria hipocresía acerca de la llamada guerra contra el terror que ha estado resonando día a día en nuestras cabezas. Mientras tanto, los Cinco Cubanos, cinco hombres que trataron heroicamente de detener el terrorismo, están ahora encarcelados, y Posada anda libremente, para ir a fiestas con sus amigos, para fanfarronear de sus actos criminales”.

Quizás la parte más emotiva de la tarde tuvo lugar cuando La Riva presentó un video breve de las entrevistas que ella hizo a los familiares de las víctimas de la explosión en el aire del vuelo 455 de Cubana, provocada por Posada en 1976, donde perdieron la vida 73 personas. La audiencia escuchó totalmente absorta las palabras de varios miembros de esas familias, que se refirieron al impacto que tuvo ese crimen en sus vidas. Bolender ofreció testimonios de su libro “Voces desde el otro lado: una historia oral del terrorismo contra Cuba.” El libro compila entrevistas a sobrevivientes de los incontables actos de terrorismo que han costado la vida de 3,478 cubanos, y otras víctimas, desde 1959.

Fabio di Celmo fue asesinado por una bomba que hizo explotar uno de los mercenarios de Posada en un hotel de La Habana. Su hermano, Livio di Celmo, envió una carta al tribunal, que fue leída por Chris Banks, en la que reclama justicia para su hermano. Posada protest Michelle, Lisa 2011 Al día siguiente por la mañana, cuando Posada entraba al Juzgado, una multitud enérgica, llevando pancartas en sus manos, demandaba la extradición de Posada y la liberación de los Cinco Cubanos. Los manifestantes expusieron un mural con las fotografías de 74 víctimas de Posada (las 73 víctimas de la explosión del avión y Fabio di Celmo). Los discursos y las consignas en inglés y español continuaron durante toda la mañana.

En la concentración Ramsey Clark expresó con elocuencia acerca de los Cinco Cubanos: “Los Cinco Cubanos vinieron aquí para proteger a su país. Ellos vinieron a prevenir el terrorismo. Los Cinco Cubanos son sinónimo de libertad. Los Cinco Cubanos son sinónimo de paz.”

La amplia cobertura que tuvieron el Tribunal y la protesta fue hecha por periódicos y emisoras como AP, Reuters, El Miami Herald, EFE, Telesur, varias estaciones de TV en El Paso, El Paso Times, El Diario de El Paso, Radio Habana Cuba, Radio Rebelde de Cuba, y la TV Mexicana. El Tribunal también fue trasmitido en vivo por Internet, donde fue visto en todo el mundo.

  • El Tribuna del Pueblo en la TV Rusa
  • Vea todo el tribunal
  • Discurso de Brian Becker en el tribunal
  • Video de la protesta en el Juzgado
  • Mensaje de Livio di Celmo
  • Compre “Voces desde el Otro Lado”
  • Más fotos del Tribunal
  • Más fotos de la protesta

    • Enviado por Comité Nacional para la Liberación de los Cinco Cubanos, 14/1/2011

  • Read Full Post »

    Por Omar Marcano (*)

    1074491-1363213.jpg

    El Socialismo es el único sistema social y económico mediante el cual es posible lograr la igualdad, la cooperación y el despliegue total de una verdadera Democracia, mientras que el Capitalismo es la negación de estos ideales aunque, por ahora, vaya ganando la partida en el mundo actual. Lo único que realmente puede sostener un sistema como el Capitalista es el Totalitarismo en cualquiera de sus versiones: Pinochet y la “Democracia Burguesa”, totalitaria aplicada en EE.UU.

    Por ello no ceso en afirmar e insistir que el Capitalismo es siempre salvaje, porque su naturaleza es autoritaria, ya sea dictatorial tipo Pinochet (con un legado de muerte en nombre del crecimiento económico sin humanismo) o tipo “democracia” norteamericana, donde la dictadura se expresa mediante el dominio de dos partidos elitistas que se alternan en el poder y presidentes elegidos por un consejo de notables. Es la dictadura empresarial constituida por políticos multimillonarios que conforman un poder legislativo fuerte y cohesionado con el ejecutivo. Adicionalmente, esta “democracia burguesa” jamás va a constituir un muro de contención contra el fascismo, por ser un modelo infame de dominación que se practica más fácilmente en el sistema capitalista, pues es precisamente en su interior en donde éste nace y se desarrolla.

    La incompatibilidad entre Capitalismo y Democracia

    La Democracia y el Capitalismo son incompatibles porque este último es una manera no democrática de organizar la economía. El Capitalismo no organiza la producción y la distribución de la riqueza sobre la base de los derechos del pueblo sino sobre la base de la acumulación de la riqueza, la cual una gran proporción es poseída por unos pocos. Los pobres sólo pueden mejorar sus condiciones de vida siempre que eso haga más ricos a los ricos. El Capitalismo siempre tenderá a incrementar las diferencias sociales, las cuales no han podido ser superadas a pesar de la intervención del Estado, que es el instrumento mediante el cual la Democracia Burguesa ha intentado cumplir sus promesas de justicia social.

    Este instrumento funcionó parcialmente mientras la Democracia Burguesa y el Capitalismo tenían el mismo tamaño, es decir mientras ambos eran de escala nacional. Sin embargo, mientras que el capitalismo se ha hecho global, las democracias burguesas siguen siendo nacionales. Esta desproporción ha impedido contundentemente que el Estado pueda corregir la desigualdad atroz que genera un único capitalismo global. Por eso, por ahora, el capitalismo y la economía de mercado le están ganando la partida a la democracia y al socialismo.

    Pero sí hay una esperanza, esa esperanza es el amor. La fuerza del amor es la fuerza de los débiles, es la fuerza que necesita la razón para cumplir sus proyectos y sus promesas, es en el amor donde puede aplicarse plenamente la justicia. Las tradiciones religiosas, y particularmente la cristiana, explica la potencia que implica sentirse amados como hermanos. El Socialismo apela a la democracia, a la libertad y a la igualdad mientras que el amor, políticamente comprendido, apela a la fraternidad, por lo que no se puede construir la Democracia sino es sobre la base del amor a los demás. Es así como será posible encontrar el camino adecuado para que la Democracia finalmente pueda vencer al Capitalismo, un camino que nos permita organizar la economía de una manera democrática, es decir, crear estructuras políticas y económicas que nos sirvan para redistribuir la riqueza, garantizar los derechos sociales y controlar las fuerzas productivas para ponerlas al servicio del bien común, un Socialismo en el que la igualdad se construye desde la libertad. Por esto, el destino natural de la Democracia debe ser el Socialismo, el cual no tiene nada que ver con el sistema capitalista, donde la acumulación de la riqueza seguirá siendo el instrumento que soporta a la ley del más fuerte.

    Las medidas políticas, económicas, sociales, educativas, tecnológicas y culturales de Hugo Chávez previstas en la Constitución Bolivariana han sido dirigidas a la construcción del Socialismo del Siglo XXI, mediante una propuesta basada en el amor al prójimo y en la plena aplicación del cristianismo original, el mismo que predicó Jesucristo.

    Enviado por su autor (*) Trabajador Jubilado del MPPCTII. Militante del PSUV

    Publicado además en Aporrea

    Read Full Post »

    Por Gustavo Robreño

    20090629elpepuint_1.jpg

    Por si quedaba alguna duda, las verdaderas intenciones del brutal golpe de estado militar perpetrado en Honduras el 28 de junio de 2009 han quedado completamente al desnudo con la reciente “modificación constitucional” que acaba de aprobar el espurio Parlamento surgido de la farsa electoral elevando a la presidencia a Porfirio Lobo.

    Resulta que antes de dos años de realizado el cuartelazo, los congresistas actuales encabezados por el Partido Nacional (el partido de Lobo) han reformado los mismos artículos de la Constitución que, según los golpistas, pensaba modificar el entonces presidente José Manuel Zelaya para supuestamente reelegirse en el cargo.

    Son precisamente los artículos 5 y 213, considerados como “inamovibles”, los reformados ahora y que permitirán la convocatoria a un plebiscito que pudiera dar paso a la reelección presidencial, así como otorgar la iniciativa legislativa más allá de los poderes ejecutivo, legislativo, judicial y el tribunal electoral.

    En realidad, la desfachatez de los golpistas hondureños no tiene límites: con esta votación parlamentaria han hecho suyas sin el más mínimo recato los mismos propósitos que atribuyeron a Zelaya y que esgrimieron como argumento para justificar el golpe militar que, según dijeron, se hacía en defensa de la Constitución, que el presidente pretendía violar.

    En ese sentido, puede afirmarse que tanto el golpe militar como la farsa que “eligió” a Lobo ha rebasado todas las expectativas y que pocos podían suponer que la doble moral de la oligarquía hondureña -verdadera organizadora de la asonada que ejecutó el general Romeo- llegara a extremos como los que estamos presenciando.

    Simultáneamente hacen el mayor de los ridículos el Departamento de Estado norteamericano y sus socios, que se apresuraron a legalizar la farsa electoral y reconocer la presidencia de Porfirio Lobo -hija del golpe militar y la comedia electorera- confrontados hoy con la insólita decisión del Parlamento convalidando las razones por las cuales se justificó la ilegal acción contra Zelaya.

    Por mucho que lo ha intentado, el gobierno de Estados Unidos no logró imponer el regreso de Honduras a la OEA, por cuanto una serie de gobiernos latinoamericanos y caribeños que conducen su política exterior con dignidad e independencia se han plantado con firmeza y han impedido la presencia del régimen oligárquico-militar, que tiene a Lobo como cabeza visible. Tampoco pudieron acceder a la Cumbre Iberoamericana y seguramente no podrán hacerlo a la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños, actualmente en formación.

    Mientras tanto, la represión basada en crímenes y secuestros así como la incesante campaña mediática de los medios que en su casi totalidad controla la oligarquía local -los mismos que promovieron el golpe de 2009- no pueden impedir la movilización del Frente Nacional de Resistencia Popular surgido desde entonces, de los sindicatos, de los movimientos sociales y de los campesinos, estos últimos con una larga tradición de organización y lucha en ese país centroamericano.

    Desde República Dominicana, donde está radicado, el presidente constitucional José Manuel Zelaya emitió a fin de año un mensaje dirigido al pueblo hondureño donde hizo un análisis de la difícil situación económica y social en que los golpistas han sumido a esa nación, con el descenso de la recaudación tributaria, el déficit fiscal, el crecimiento de la deuda interna y externa y las onerosas concesiones al sector bancario y empresarial, grandes beneficiarios del régimen por ellos impuesto.

    Zelaya concluye diciendo: “Que a nadie le quepa la menor duda, que el 2011 será el año del fin de la persecución política, mi retorno y de la consolidación de nuestro proyecto de refundación de Honduras junto al Frente Nacional de Resistencia Popular y todas las fuerzas que lo integran, el partido liberal en resistencia, UD y muchas organizaciones más; estamos seguros de lograrlo… Esta Honduras que heredaremos a nuestros descendientes, hoy sabe defender sus derechos y nunca más bajará la cabeza ante nadie…”.

    Por mucho que intenten silenciarlo, el caso de Honduras no caerá en el olvido y sigue siendo una asignatura pendiente.

    Fuente Discrepando

     

    Read Full Post »

    Por Nuria Barbosa León*

    silviositios.JPG

    Enero, 2011, la noche se tornaba fría pero una voz corrió entre todos los pobladores de Los Sitios:, el trovador Silvio Rodríguez regalaría sus canciones a los vecinos del barrio capitalino.

    En azoteas, balcones, corredores, andamios y cajones, se apostó la vecindad para no perderse el suceso que se inició justo a las cinco de la tarde con la parodia al nombre de María y otros temas cantados por Eduardo Sosa.

    Los acordes de Guitarra identificaron a “Óleo de Mujer con Sombrero” y entre cinco músicos estaba Silvio, a nuestro alcance, respirando el mismo aire.

    Luego continuaron doce temas, el coro de voces seguía cada canción y las ovaciones calentaron el ambiente. La luz del día se fue, se encendieron las luminarias del escenario y nadie se percató del inició de la oscuridad.

    El punto final debió haber sido la canción “Ojalá” pero el grito de “¡¡otra!!” impuso “El Papalote” y “El Necio”.

    Sólo el toque de tambor de Los Papines dejó partir al trovador y a ritmo de Guaguancó bailaron los espectadores que sacaron pañuelos, se sacudieron y evocaron a los orishas.

    La noche pudo ser fría, pero un concierto la hizo cambiar.

    *Periodista de Radio Progreso y Radio Habana Cuba

    Foto Ida Garberi

     

    Read Full Post »

    Por Salvador Capote

    incidentevela1.jpg

    En 1974 Shimon Peres asumió el ministerio de Defensa de Israel; poco tiempo después se reunió secretamente en Ginebra con el primer ministro John Vorster de Sudáfrica y acordaron una cooperación estratégica para la defensa mutua (1).

    Pretoria aprobó la venta de 50 toneladas de mineral de óxido de uranio (“yellowcake”) a Tel-Aviv. Ese año Sudáfrica comenzó la construcción en Pelindaba de una planta para el enriquecimiento de uranio. Más tarde, Vorster aprobó los fondos para la fabricación de una bomba de uranio “tipo cañón” así como para las excavaciones y la infraestructura de un sitio de pruebas en el desierto de Kalahari. Israel había decidido fabricar una bomba táctica de neutrones y para lograr este objetivo necesitaba disponer de los vastos espacios de Sudáfrica para realizar sus pruebas nucleares.

    En Naciones Unidas, la Resolución 3379 del 10 de noviembre de 1975  determinó que “el sionismo es una forma de racismo y discriminación racial” y recordó la Resolución 3151 G (XXVIII) del 14 de diciembre de 1973 que condenó “la alianza impía entre el racismo sudafricano y el sionismo”. Mientras tanto, la construcción de la planta de Pelindaba llegaba a su fin y comenzaba la instalación de los equipos.

    En marzo de 1976  Shimon Peres visitó Sudáfrica y, al mes siguiente, Vorster le devolvió la visita. Como resultado de las conversaciones, Sudáfrica recibiría vehículos blindados, helicópteros, radares y otros equipos bélicos y transferencia de tecnología militar a cambio de óxido de uranio y, además, Israel podría utilizar el desierto de Kalahari o áreas del océano al sur de Ciudad del Cabo para pruebas nucleares (2).

    Por esa fecha, Sudáfrica contrató con Francia la construcción en Koeberg de un reactor nuclear y comenzó la excavación de pozos profundos para la realización de ensayos nucleares  en el campo de prácticas de bombardeo de Vastrap, al nordeste de Upington, en el desierto de Kalahari.

    En Angola, en ese año de 1976, derrotados en el frente norte los invasores del Zaire de Mobutu, el FNLA -engendro de la CIA-, y sus mercenarios; y en el frente sur la invasión sudafricana con sus títeres de UNITA, la guerra había terminado y tocaba el turno a la diplomacia. Una actitud enérgica de la URSS hubiera podido lograr fácilmente al menos los dos objetivos fundamentales exigidos por Cuba: prohibición a los sudafricanos de intervenir nuevamente en Angola y la independencia de Namibia. (3)

    Nada de esto tuvo lugar y la guerra se prolongó durante más de una década con frecuentes incursiones de fuerzas sudafricanas al territorio angolano desde sus bases en Namibia, mientras el régimen de Pretoria ganaba tiempo para desarrollar el arma nuclear en complicidad con Tel Aviv.

    Este contubernio se vio favorecido por el ascenso al poder en Israel, en 1977, del derechista partido Likud, deseoso de establecer estrechos lazos con Pretoria. En Sudáfrica, en 1978, John Vorster se retiró como primer ministro, P.W. Botha, ministro de Defensa, tomó su lugar y continuó  impulsando con más fuerza el programa para la obtención del arma nuclear.  Numerosos científicos israelitas pasaron a trabajar a Sudáfrica.

    A comienzos de 1977 Israel negoció con Sudáfrica el intercambio de 30 gramos de tritio por otras 50 toneladas de mineral de óxido de uranio. El tritio es pieza clave en la fabricación de bombas de hidrógeno por lo que esta transacción se toma como prueba de que el régimen del apartheid tenía entre sus planes construir bombas termonucleares.

    En Julio de ese año, el satélite soviético Cosmos 922 detectó los preparativos para un ensayo nuclear en el desierto de Kalahari. La inteligencia soviética envió entonces un segundo satélite con el fin de obtener una imagen más cercana del sitio de Vastrap. El 2 de agosto, el satélite obtuvo imágenes que comprobaban los preparativos para una prueba nuclear subterránea. Cuatro días después,  el jefe de la misión diplomática soviética en Washington se presentó en la Casa Blanca con un mensaje urgente de Brezhnev para Carter: una prueba nuclear en Vastrap “tendría las más serias e incalculables consecuencias para la paz y la seguridad internacionales”. El 7 de agosto, un avión sin señales de identificación, perteneciente al attaché militar estadounidense en Pretoria,  fotografió, volando a baja altitud, el sitio de Vastrap. Unos días más tarde, un satélite norteamericano fue desviado de su ruta con el objetivo de obtener más detalles. Estados Unidos trataba en realidad de cubrir las apariencias pues Sudafrica le había informado previamente de su intención de realizar pruebas nucleares (4).

    La Unión Soviética pidió cooperación a Estados Unidos para detener el programa sudafricano de armas nucleares, cooperación que podría llegar incluso a un ataque a la planta nuclear de enriquecimiento de uranio de Pelindaba, pero Estados Unidos se opuso. Mientras la Unión Soviética se abstenía de actuar unilateralmente, la CIA y algunos servicios de inteligencia occidentales aprovecharon la situación para obtener de Sudáfrica el acceso a la estación de vigilancia de señales de comunicación de Silvermine, cerca de Ciudad del Cabo, lo cual les permitió monitorear el tráfico en el Atlántico Sur y el Océano Indico (5).

    El 4 de noviembre de 1977, el Consejo de Seguridad de la ONU impuso un embargo total de armas a Sudáfrica que en la práctica resultó papel mojado. A partir de entonces, la investigación científica continuó en Pelindaba pero la producción clandestina de la primera bomba atómica sería  tarea de la empresa South African Armaments Corporation (ARMSCOR) con instalaciones a 12 millas al oeste de Pretoria.

    En enero de 1978, la planta de Pelindaba produjo su primer uranio enriquecido y para el mes de diciembre habían fabricado cantidad suficiente para una primera bomba, pero los ingenieros   tardarían más de un año en construir el prototipo. Por esta razón y otras evidencias, la mayor parte de los expertos consideran que fue una pequeña bomba de neutrones israelí la que causó los resplandores nucleares del 22 de septiembre de 1979 en el Atlántico Sur.

    Durante la siguiente década los sudafricanos continuaron intercambiando con los israelíes uranio por armas y tecnología nuclear. En abril de 1980 lograron completar la producción del primer prototipo de Bomba A U-235, con el nombre de Melba, una réplica sin alta tecnología, pero segura y confiable, de la “Little Boy” lanzada por los norteamericanos sobre Hiroshima, con una potencia de 12.5 kilotones. El primer prototipo tenía muchos defectos por lo que la producción de nuevas bombas se pospuso durante varios meses y luego, resueltos los problemas técnicos, continuó a razón de aproximadamente una bomba por año. Las bombas A sudafricanas medían seis pies de largo, 2 pies de ancho y pesaban 2,200 libras. Podían ser lanzadas desde un bombardero “Buccaneer” o mediante misiles balísticos desarrollados con ayuda israelí, de un alcance de 1,000 a 1,500 millas, imitaciones del Jericó-2 IRBM (6).

    El 22 de diciembre de 1982 el ANC realizó un ataque  que causó daños de consideración al reactor nuclear sudafricano Koeberg-1 en respuesta a la masacre perpetrada por el ejército racista en Maseru, Lesotho. Las reparaciones duraron dos años y estuvieron a cargo de las empresas Framatome de Francia y Westinghouse Corporation de Estados Unidos (7).

    En mayo de 1985, un traficante de California, de nombre Richard Smyth, fue obligado a comparecer ante un gran jurado en Los Ángeles acusado de enviar ilegalmente a Israel, en 15 oportunidades entre 1980 y 1982, embarques de mecanismos que actúan como una especie de gatillo o disparador para iniciar explosiones nucleares. Estos mecanismos, llamados “krytrons” fueron comprados en EG & G Inc., una compañía con sede en Wellesley, Massachusets, especializada en equipos nucleares. Israel prometió devolver “una parte” de los 800 “krytrons” recibidos, con lo cual el Departamento de Estado quedó benévolamente satisfecho (8).

    Mientras tanto, en Angola, el ejército sudafricano incursionaba desde Namibia con el pretexto de atacar los campamentos de la SWAPO pero su principal objetivo inmediato era ayudar a UNITA en el establecimiento de una zona “liberada” en el sur del país. La guerra, sin embargo, era demasiado costosa para Pretoria y, a partir de 1985, con la crisis política y económica agudizándose, iban adquiriendo mayor relevancia los sectores más derechistas y aventureros, que consideraban el uso del arma nuclear como la única opción de supervivencia para el régimen de minoría blanca.

    Pronto, tendrían lugar acontecimientos que cambiarían para siempre la historia de África.

    (Continuará)

    1. Thomas C. Reed and Danny B. Stillman: “The nuclear express”, Zanith Press, 2009, p. 173.
    2. Thomas C. Reed and Danny B. Stillman: Idem, p.174.
    3. Fidel Castro: “Kangamba”, Cubadebate, 30 de sept. de 2008.
    4. Murrey Marder and Don Oberdorfer: “How West, Soviets acted to defuse S. African A-test, keeping S. Africa out of the nuclear armaments club”, Washington Post, Aug. 28, 1977.
    5. Sacha Polakow-Suransky: “The unspoken alliance”, Pantheon Books, N.Y., 2010, p. 114.
    6. Thomas C. Reed and Danny B. Stillman: Idem, p. 181.
    7. Zonde Masiza: “A chronology of South Africa’s nuclear program”, The Nonproliferation Review, Fall 1993.
    8. Robert S. Greenberger and Eduard Lachica: “California man indicted in sale of gear to Israel”, The Wall Street Journal, May 17, 1985.

     

    Read Full Post »