Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘Bloqueo contra Cuba’

21 de octubre / Fuente original: Prensa Latina

Banco Suizo UBSGINEBRA, 20 de octubre. — Rodolfo Reyes, embajador cubano en Ginebra, denunció hoy aquí, en rueda de prensa, las dificultades de su país para cumplir con el pago de sus contribuciones a organismos internacionales en Suiza, como consecuencia del bloqueo económico, comercial y financiero de Estados Unidos.

El diplomático explicó que la mayoría de estos organismos internacionales tienen abiertas sus cuentas para recibir las contribuciones a sus presupuestos en el banco UBS, sin embargo, Estados Unidos sancionó a esa institución financiera suiza por un monto de 100 millones de dólares, en aplicación de su política coercitiva contra la Isla caribeña, señaló.

A Cuba le fue impedida la continuación de sus transacciones financieras internacionales en el UBS y debe hoy realizar sus transacciones a través de terceros, encareciéndose las operaciones con el pago de los servicios bancarios, puntualizó.

El representante de la Isla ante el concierto de las Naciones Unidas y otros organismos internacionales con sede en esa urbe helvética, recalcó que el actual gobierno de Estados Unidos, ha continuado aplicando su cerco económico, financiero y comercial con todo rigor.

Reyes refirió, por otro lado, que numerosas entidades internacionales radicadas en Suiza respondieron a la nota del secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, sobre el tema en el presente año.

Al respecto, la Organización Internacional del Trabajo (OIT) reafirmó su opinión de que las Naciones Unidas constituyen el foro apropiado para tratar las cuestiones relacionadas con el bloqueo económico, comercial y financiero, de EE.UU. contra Cuba.

Asimismo, la Unión Internacional de Telecomunicaciones subrayó que sigue tomando plenamente en consideración las preocupaciones expresadas por la nación caribeña sobre la interferencia de sus comunicaciones, debido a la hostilidad de Washington.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) reconoció que el bloqueo afecta al sector y en particular golpea a la población cubana, al obstaculizar el desarrollo del país y la mejora de su infraestructura sanitaria básica, entre otros aspectos.

De forma similar se pronunció la Conferencia de las Naciones Unidas sobre Comercio y Desarrollo (UNCTAD).

http://www.cuba.cu/noticia.php?actualidad&id=3329

Read Full Post »

Discurso del compañero Bruno Rodríguez Parrilla, Ministro de Relaciones Exteriores de la República de Cuba en el debate general del 64 periodo de sesiones de la Asamblea General de la ONU

bruno_onuSeñor Presidente:

Deseo felicitarlo por su elección y confirmarle nuestra confianza en su capacidad para conducir con certeza nuestros trabajos y deliberaciones.

Deseo reconocer también la excelente gestión del Padre Miguel D’ Escoto, Presidente del recién concluido periodo de sesiones. La dimensión ética y el alcance político de su Presidencia nos hicieron avanzar en el propósito de devolver a esta Asamblea todos sus poderes y constituirán una obligada referencia en el futuro. Con su ejemplo, ha quedado más claro que reformar a las Naciones Unidas es democratizarlas y acercarlas a los pueblos.

Desde que se celebró el debate general hace un año, han ocurrido acontecimientos significativos en la escena internacional. El cambio climático es más perceptible y peligroso. La crisis económica adquirió carácter intenso y global. Creció la exclusión social.

Sin embargo, la comunidad internacional reaccionó con profundo optimismo al cambio de gobierno en Washington. Parecía que terminaba una etapa de extrema agresividad, unilateralismo y arrogancia en la política exterior de ese país y quedaba hundido en el repudio el infame legado del régimen de George W. Bush.

Como en esta misma sala pudo apreciarse, el discurso novedoso y conciliador procedente de la Casa Blanca concita amplia esperanza y sus reiterados mensajes de cambio, diálogo y cooperación han sido bienvenidos. Desafortunadamente, el tiempo transcurre y el discurso no parece sustentarse en hechos concretos. El discurso y la realidad no coinciden.

Lo más grave y peligroso de esta nueva situación es la incertidumbre sobre la capacidad real de las actuales autoridades en Washington para superar las corrientes políticas e ideológicas que bajo el mandatario anterior amenazaron al mundo.

Los grupos neoconservadores, que colocaron a George Bush en la Presidencia, promotoras del uso de la fuerza y la dominación, al amparo del descomunal poderío militar y económico estadounidense; responsables de crímenes que incluyen la tortura, el asesinato y la manipulación del pueblo norteamericano, se han reagrupado rápidamente y conservan inmensos resortes de poder e influencia contrarios al cambio anunciado.

No se ha cerrado el centro de detención y tortura en la Base Naval de Guantánamo que usurpa territorio cubano. No se ha producido la retirada de las tropas de ocupación en Irak. La guerra en Afganistán se expande y amenaza a otros Estados.

En el caso de Cuba, que ha sufrido la agresión de Estados Unidos durante medio siglo, el nuevo gobierno anunció el pasado abril medidas para suprimir algunas de las acciones más brutales de George W. Bush que prohibían los vínculos de los cubanos residentes en los Estados Unidos con sus familiares en Cuba, en particular, la posibilidad de visitarlos y de enviarles ayuda sin limitaciones. Estas medidas constituyen un paso positivo, pero extremadamente limitado e insuficiente.

El anuncio incluyó la autorización para que empresas estadounidenses realicen determinadas operaciones de telecomunicaciones con Cuba, pero no se han modificado otras restricciones que impiden su aplicación. Tampoco hay signos de que el gobierno norteamericano se disponga a poner fin a la práctica inmoral, extendida en los últimos días, de robar fondos cubanos congelados en bancos norteamericanos y otros bienes, al amparo de órdenes de jueces venales que violan sus propias leyes.

Lo esencial es que el bloqueo económico, comercial y financiero contra Cuba permanece intacto.

El Presidente de los Estados Unidos, pese a la existencia de leyes como la Helms-Burton, conserva amplias facultades ejecutivas, como las licencias, mediante las cuales podría modificar la aplicación del bloqueo.

Si existiera una verdadera voluntad de cambio, el gobierno norteamericano podría autorizar la exportación de bienes y servicios cubanos a los Estados Unidos y de los Estados Unidos a Cuba.

Podría permitir a Cuba adquirir en cualquier parte del mundo un producto que contenga más de un 10% de componentes o tecnología de los Estados Unidos, con independencia de su marca u origen.

El Departamento del Tesoro podría abstenerse de perseguir, congelar y confiscar las transferencias de terceros países en dólares estadounidenses y otras monedas, dirigidas a entidades y nacionales cubanos.

Washington podría suspender la prohibición a embarcaciones de terceros países de atracar en puertos de los Estados Unidos hasta 180 días después de haber tocado un puerto cubano.

Podría también suspenderse la persecución por parte del Departamento del Tesoro a las empresas y entidades financieras que comercian y operan con Cuba.

El Presidente Obama podría permitir a los ciudadanos estadounidenses, mediante licencias, viajar a Cuba, único país del mundo que se les prohíbe visitar.

El informe a esta Asamblea del Secretario General de las Naciones Unidas, cuenta con ejemplos abundantes. En el año 2009, se han registrado numerosas acciones para multar, confiscar y entorpecer transacciones cubanas y de terceros países hacia Cuba.

Según informa el propio Departamento del Tesoro, desde enero de este año, casi la mitad del dinero recaudado por su Oficina de Control de Activos Extranjeros, provino de las sanciones aplicadas a empresas estadounidenses y extranjeras por supuestas violaciones del bloqueo económico contra Cuba.

El hecho cierto e indiscutible es que el nuevo gobierno de los Estados Unidos permanece sin atender el reclamo abrumador de la comunidad internacional, expresado en esta Asamblea General año tras año, para que se ponga fin al bloqueo contra Cuba.

Hace dos semanas, el Presidente Obama notificó a los Secretarios de Estado y del Tesoro, contra lo que reflejan todas las encuestas de opinión de los norteamericanos, que “es de interés nacional” mantener las sanciones económicas contra Cuba bajo la Ley de Comercio con el Enemigo, aprobada en 1917 para enfrentar situaciones de guerra y que solo se aplica a Cuba.

El bloqueo de los Estados Unidos contra Cuba es un acto de agresión unilateral, al que se le debe poner fin de manera unilateral.

Desde hace muchos años, Cuba ha expresado su disposición a la normalización de relaciones con los Estados Unidos.

El pasado primero de agosto, el Presidente Raúl Castro reiteró públicamente la disposición de Cuba de sostener con Estados Unidos un diálogo respetuoso, entre iguales, sin sombra para nuestra independencia, soberanía y autodeterminación. Acotó que debemos respetar mutuamente nuestras diferencias y que no les reconocemos al gobierno de ese país, a ningún otro ni a conjunto de Estados alguno, jurisdicción sobre nuestros asuntos soberanos.

El gobierno de Cuba ha propuesto al gobierno de los Estados Unidos como temas esenciales que considera necesario abordar en un eventual proceso de diálogo dirigido a mejorar las relaciones, el levantamiento del bloqueo económico, comercial y financiero; la exclusión de Cuba de la espuria lista de países terroristas; la abrogación de la Ley de Ajuste Cubano y la “política de pies secos-pies mojados”; la compensación por daños económicos y humanos, la devolución del territorio ocupado por la Base Naval de Guantánamo; el fin de las agresiones radiales y televisivas desde los Estados Unidos contra Cuba, y el cese del financiamiento a la subversión interna.

Un tema esencial en esa agenda es la liberación de los Cinco antiterroristas cubanos que sufren, desde hace once años, injusta prisión en los Estados Unidos. El Presidente Obama tiene las prerrogativas constitucionales para ponerlos en libertad, como acto de justicia y de compromiso de su gobierno contra del terrorismo.

Hemos propuesto a los Estados Unidos, además iniciar conversaciones para establecer cooperación en el enfrentamiento al narcotráfico, al terrorismo y al tráfico de personas, para proteger el medio ambiente y enfrentar los desastres naturales.

En este espíritu, el gobierno cubano ha sostenido, con el de los Estados Unidos, conversaciones migratorias y sobre el restablecimiento del servicio de correo postal directo. Dichas conversaciones han sido respetuosas y útiles.

Señor Presidente:

Cuba disfruta de vínculos amplios y productivos en todos los rincones del planeta. Con la única excepción de los Estados Unidos, Cuba tiene relaciones de amistad con todos los países de este hemisferio y cuenta con la solidaridad de la región.

Practicamos la cooperación solidaria con decenas de países de África, Asia y de América Latina y el Caribe.

El nuestro es un país estable, con un pueblo unido, culto y saludable, que ha demostrado con creces que es capaz de enfrentar, aun en condiciones de bloqueo, las consecuencias de la crisis económica global y los efectos del cambio climático, que en el último año costaron a la economía nacional el 20% de su Producto Interno Bruto.

Cuba tiene condiciones para encarar sus propios problemas y encontrarles solución. Lo hacemos en una sociedad justa y equitativa, que descansa sobre sus propios esfuerzos y que ha podido avanzar y encaminar su desarrollo en las condiciones más adversas.

Estamos preparados para seguir asumiendo esos retos con ecuanimidad y paciencia, con la confianza de que ningún ciudadano ha quedado ni quedará desamparado, y con la seguridad de que defendemos una causa de independencia nacional y un proyecto socialista que cuentan con un enorme respaldo de los cubanos.

Sufren espejismos quienes tratan de poner fin a la Revolución y doblegar la voluntad del pueblo cubano. El patriotismo, la justicia social y la decisión de defender la independencia, forman parte de nuestra identidad nacional.

Señor Presidente:

América Latina y el Caribe viven una dramática coyuntura, que se define por la aguda contradicción entre las grandes mayorías, que junto a gobiernos progresistas y amplios movimientos sociales reclaman justicia y equidad, frente a las oligarquías tradicionales empeñadas en preservar sus privilegios.

El golpe de Estado en Honduras es un reflejo. Los golpistas y usurpadores que secuestraron al Presidente legítimo de ese país, violan la Constitución y reprimen brutalmente al pueblo, como en la época oscura de las dictaduras militares sostenidas por Estados Unidos en América Latina.

Cientos de miles de asesinados, desaparecidos y torturados se agitan en la conciencia de “Nuestra América” ante la impunidad.

Todavía no se ha aclarado por qué el avión que secuestraba al Presidente constitucional hizo escala en la Base Aérea norteamericana de Palmerola. La derecha fascista norteamericana, que simboliza Cheney, apoya abiertamente y sustenta el golpe.

El Presidente José Manuel Zelaya debe ser restituido, de forma plena, inmediata e incondicional en el ejercicio de sus funciones constitucionales.

La inviolabilidad de la Embajada de Brasil en Tegucigalpa tiene que ser respetada y el asedio y la agresión a sus predios deben cesar.

El pueblo hondureño resiste heroicamente y dirá la última palabra.

Estos hechos coinciden con el renovado y agresivo interés de los Estados Unidos en implantar bases militares en América Latina y con el restablecimiento de la Cuarta Flota, obviamente con el objetivo de poner a la región al alcance de las tropas norteamericanas solo en cuestión de horas, amenazar a los procesos revolucionarios y progresistas, en particular a la Revolución Bolivariana en la hermana Venezuela, y de procurar el control del petróleo y otros recursos naturales de la región.

Las calumnias y las mentiras contra la República Bolivariana de Venezuela son brutales. Debe recordarse que así surgieron y se llevaron a cabo atroces agresiones contra nuestra Patria.

Cuanto más amplia y más clara sea la política hacia ese hermano país, más se contribuirá a la paz, la independencia y el desarrollo de los pueblos de América Latina y el Caribe.

América Latina y el Caribe pueden avanzar y hasta cierto grado avanzan hacia formas nuevas y superiores de integración. Dispone de agua, tierras, bosques, recursos minerales y energéticos superiores a cualquier otra región del planeta. Su población rebasa los 570 millones.

El Grupo de Río, la Cumbre de América Latina y el Caribe sobre Integración y Desarrollo (CALC) y UNASUR son organismos creados en virtud de los lazos que nos unen.

La Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América (ALBA-TCP) y el esquema de cooperación de PETROCARIBE, son ejemplos cimeros.

Señor Presidente:

Los optimistas pronósticos de Pittsburgh sobre la evolución de la crisis económica global, que auguran una posible recuperación económica para inicios del año próximo, no se sustentan en datos sólidos y, en el mejor de los casos, solo refieren un alivio de la caída experimentada por un grupo muy restringido de las economías más poderosas del planeta. Llama la atención que se han fijado objetivos, pero no se ha dicho una palabra de cómo alcanzarlos.

Nadie debiera ignorar que se trata de una crisis inédita del sistema capitalista que engloba respectivas crisis alimentaria, energética, ecológica, social y financiera; ni el peligro de la combinación inflación-deuda, del estallido de otras burbujas financieras o de una segunda caída.

Los países en desarrollo no son responsables sino víctimas de las consecuencias del modelo irracional e insostenible de consumo, de la explotación y la especulación, del ataque al medio ambiente, de la corrupción en las economías industrializadas.

Mientras se debate, el número de hambrientos alcanzará una cifra récord de 1 020 millones en el 2009, la sexta parte de la población mundial. En este año serán lanzadas a la pobreza unos 90 millones de personas más y al desempleo otros 50 millones. Otros 400 mil niños, previsiblemente, morirán a consecuencia de la crisis en estos meses.

Las medidas que se adoptan son simples paliativos, que preservan las graves deficiencias de un sistema económico internacional injusto, excluyente y ecológicamente insostenible. Es necesario un diálogo internacional, plenamente abarcador e inclusivo, con la activa participación de todos los países en desarrollo.

Se requiere establecer un nuevo orden económico internacional, basado en la solidaridad, la justicia, la equidad y el desarrollo sostenible. La arquitectura financiera internacional debe ser refundada. A las Naciones Unidas, y en particular a esta Asamblea General, corresponde un papel central en este esfuerzo.

Señor Presidente:

Al concluir estas palabras, deseo reiterar el agradecimiento de Cuba por la tradicional e inapreciable solidaridad que ha recibido de esta Asamblea General en su lucha contra la agresión y el bloqueo. Hoy esa solidaridad continúa siendo imprescindible.

Como expresó el Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz, en este mismo podio, hace nueve años: “Nada de lo que existe en el orden económico y político sirve a los intereses de la humanidad. No puede sostenerse. Hay que cambiarlo. Basta recordar que somos ya más de 6 mil millones de habitantes de los cuales el 80 porciento es pobre. Enfermedades milenarias de los países del Tercer Mundo como la malaria, la tuberculosis y otras igualmente mortíferas no han sido vencidas; nuevas epidemias como el SIDA amenazan con extinguir la población de naciones enteras, mientras los países ricos invierten sumas fabulosas en gastos militares y lujos, y una plaga voraz de especuladores intercambian monedas, acciones y otros valores reales o ficticios, por sumas que se elevan a millones de millones de dólares cada día. La naturaleza es destrozada, el clima cambia a ojos vista, las aguas para el consumo humano se contaminan y escasean; los mares ven agotarse las fuentes de alimentos para el hombre; recursos vitales no renovables se derrochan en lujos y vanidades… El sueño de alcanzar normas verdaderamente justas y racionales que rijan los destinos humanos, a muchos les parece imposible. ¡Nuestra convicción es que la lucha por lo imposible debe ser el lema de esta institución que hoy nos reúne!”

Pese a todo, la Revolución cubana celebra victoriosa y segura su 50 Aniversario.

Muchas gracias

 http://www.granma.cubaweb.cu/2009/09/29/interna/artic01.html

· Comparecencia del canciller cubano I
· Comparecencia del canciller cubano II
· Comparecencia del canciller cubano III
· Comparecencia del canciller cubano IV
· Comparecencia del canciller cubano V

 

Read Full Post »

Por Eliades Acosta Matos

y-tu-abuelo-donde-esta.JPGLo que en febrero fue motivo para el  optimista titular de “Obama derriba el muro con Cuba” [1], y en marzo se redujo a un cauto “Obama suaviza la presión sobre Cuba” [2], ha terminado ahora en agosto, cinco meses después, en un escueto anuncio: “OFAC anuncia “Licencia Específica” para los que repiten viaje a Cuba” [3] . Como dirían nuestras abuelas, “poco dura la felicidad en casa del pobre”.

Apenas ha logrado sobrevivir siete meses aquella espiguita brotada tras la cruda helada bushista, aquel júbilo inicial por el demorado reencuentro familiar, aquella sensación bienhechora de que se vería la luz al final del túnel  de las soledades. La alegría raramente compartida que estremeció a ambas orillas del  tormentoso Estrecho de la Florida acaba de ser desafiada con este anuncio de OFAC. La dura realidad de la política, de la burocracia gubernamental y los grupos de presión de Miami interesados en mantener encendidas las calderas de la confrontación y de proponer un problema para cada solución, ha sorprendido a los cubanos en su buena fe y, quizás a la propia administración demócrata que declaraba en febrero, a través de las palabras de Frank Sánchez, asesor del Presidente, “… que en la Casa Blanca se ha impuesto una dosis de realismo en el asunto cubano” [4]

Todos creímos que con una correcta apreciación de la realidad se acabarían las absurdas prohibiciones y los interminables trámites que ponían en manos de funcionarios, frecuentemente ajenos a nuestras costumbres y tradiciones, la posibilidad de que Usted se reencontrase con su familia en la Isla, incluso, con personas que sin tener su misma sangre, como suele ocurrir entre nosotros, han jugado un rol más importante en su vida que los consanguíneos. En el 2004, después de la vuelta de tuerca a tales procedimientos que diese el entonces Presidente Bush, los tíos, sobrinos y primos fueron abolidos por decreto del universo de la familia cubana, sólo se podía viajar cada tres años, permanecer por no más de catorce días y gastar apenas 50 dólares diarios.

El fin de semejante novela de enredos y disparates fue lo que creímos llegaba cuando en marzo del presente año el Congreso de los Estados Unidos aprobó, por 62 votos contra 35, las medidas que flexibilizaban las restricciones: los primos, tíos y sobrinos se volvieron reconocer como componentes de la familia cubana, se autorizó un viaje anual, permanecer en la Isla el tiempo que cada cual quisiese y poder gastar hasta 170 dólares diarios. No debe extrañarnos, en consecuencia, que aquellas atinadas primeras medidas de la administración Obama presagiaban otras, entre las que los analistas incluían el levantamiento a las prohibiciones al turismo de ciudadanos estadounidenses, el establecimiento de intercambios académicos, deportivos y culturales, y la flexibilización gradual de las medidas que conforman esa tupida madeja que es el bloqueo económico contra Cuba. “El primer presidente negro de Estados Unidos–escribía por entonces una eufórica periodista de origen cubano[5] –sabe que cambiar de golpe una política de cincuenta años es una quimera, pero desmantelarla poco a poco, no”. Y al cabo de cinco meses, esa terca realidad de la que hablaba Víctor Hugo para provecho de los políticos seráficos, parece estarnos enseñando, a través de un, en apariencia inofensivo cuestionario de la Oficina de Control de Bienes Extranjeros del Departamento del Tesoro, que no solo las políticas fallidas y obsoletas son difíciles de desmantelar, sino que muestran su pujante sobrevida desmantelando calladamente a las nuevas que han sido diseñadas para sucederles.

La llamada “Licencia Específica para los que repiten viajes a Cuba” está diseñada, según su propia formulación [6],  “…para las personas que hayan viajado a Cuba después del 11 de marzo del 2009… y necesiten viajar de nuevo”. Aunque su formulación es ambigua, se supone que sea para aquellos que deseen viajar por segunda vez, y en lo adelante, dentro de un mismo año. No es una sutileza despreciable: de aplicarse mecánicamente, podría estar violando la misma norma en la que se basa, pues esta concede no menos de un viaje anual a cada cubano. ¿Para qué entonces someterlo a un control suplementario?

Aún en los casos para los que ha sido especialmente diseñada, la “Licencia Específica…” contiene los siguientes elementos preocupantes y que desdicen el sentido de las medidas aprobadas por el Congreso y refrendadas por la administración Obama:

-Obliga a declarar al firmante que “… la persona que desea visitar en Cuba es un familiar cercano o acompaña a otra persona que viaja para visitar a un familiar cercano, y que comparte la vivienda como parte de la familia de esa otra persona”. Aunque pueda parecer un galimatías, surge la duda: para un matrimonio separado, o en trámite de divorcio, el hecho de no compartir el mismo techo, ¿podría constituirse en  causa suficiente, en manos de un funcionario de OFAC, para no poder visitar juntos a sus familiares, ni siquiera por última vez?

-Define qué ha de entenderse por “Familiar Cercano”. De esta manera, en el “Gobierno del Cambio” no solo se ha mantenido inalterable el Secretario de Defensa de la anterior administración, sino también un concepto nada cubano, ni respetuoso de nuestra cultura para definir a la familia cubana: “Familiar Cercano es aquella persona relacionada conmigo por sangre, matrimonio o por adopción, cuya relación o la de mi familiar con el que tengo un antepasado común no va más allá de la tercera generación”. En consecuencia, en un país como Cuba, donde las expectativas de vida crecen por año, y donde cada día es más frecuente encontrarse familias con bisabuelas y biznietos, tatarabuelos y tataranietos, esta nueva normativa de la OFAC, ¿no vuelve a cercenar el concepto universalmente aceptado, no solo en la cultura latina o hispana, de lo que es familia y familiar cercano?

-El solo hecho de obligar a solicitar una “Licencia Específica” a los cubanos que desean visitar a sus familiares, y de intentar normar burocráticamente lo que ni la vida natural, ni los sentimientos humanos han intentado jamás, es un una medida coercitiva y discriminatoria, disuasiva e intimidante, y en consecuencia, continúa de manera solapada, pero visible, el curso confrontacional de las anteriores administraciones en su relación con Cuba y los cubanos. ¿Podría OFAC, sin apelar a razonamientos políticos, intentar someter a tales licencias al resto de los emigrantes que habitan en el país?

Puede que un Presidente en tiempo de crisis, como lo es Barack Obama, no tenga tiempo para enterarse de que un formulario aparentemente rutinario de una oficina gubernamental, que cabe en una hoja de papel, puede estar torpedeando su credibilidad y las de sus políticas hacia Cuba. Puede que muchos, incluso, no lo perciban, pero lo cierto es que las buenas intenciones y las bellas palabras, si no es a través de los hechos concretos, no son nada.

Y quien vive reverenciando a aquella abuela africana que vivía a orillas del Lago Victoria; quien no desperdició ocasión de sus visitas a Kenya para honrar a todos sus ancestros, sin excepciones, siguiendo la sabia tradición africana que también llegó a estas tierras junto a millones de esclavos, debe saber que alguien, no tan sabio, ni tan respetuoso, está secuestrando a las bisabuelas y los tataranietos de los cubanos.

Obras son amores, señor Presidente.

Elíades Acosta Matos, filósofo, doctor en ciencias políticas, escritor, es miembro del equipo de Progreso Semanal/Weekly

[1] Lisette Bustamante: “Obama derriba el muro con Cuba”. Publico, 15 de febrero del 2009

[2] Yolanda Monge: “Obama suaviza la presión sobre Cuba”, El Paìs, 11 de marzo del 2009

[3] Progreso Semanal: “OFAC anuncia “Licencia Específica” para los que repiten viaje a Cuba”, 20 de agosto del 2009.

[4] Lissette Bustamente. Oport Cit.

[5] IDEM

[6] Progreso Semanal: Oport Cit.

http://progreso-semanal.com/4/index.php?option=com_content&view=article&id=1344:presidente-obama-obras-son-amores&catid=2:ultima-edicion&Itemid=7

 

Composición fotográfica: RCBáez

Read Full Post »

Reflexiones del Compañero FIDEL: La doble traición de la Philips

3 Reflexiones de FidelEstados Unidos es el mayor propietario de patentes en el mundo. Ha robado cerebros de todos los países, desarrollados o en desarrollo, que realizan investigaciones en numerosas esferas, desde la producción de armas de exterminio masivo hasta las de medicamentos y equipos médicos. Por ello el bloqueo económico y tecnológico no es algo que sirva solo de pretexto para culpar al imperio por las dificultades propias.

La salud pública es uno de los campos en que nuestro país avanzó más, a pesar de que Estados Unidos sustrajo casi el 50 por ciento de los médicos graduados en la única universidad de Cuba, que ascendían a más de 5 000, muchos de los cuales carecían de empleo.

En esa área se escribió una de las más hermosas páginas de cooperación internacional de la Revolución Cubana, iniciada con el grupo de médicos que se envió a la recién independizada Argelia, hace casi medio siglo. Aquella política no cesó, y en ese campo tan humano nuestro país goza de reconocimiento universal.

Nadie suponga que fue tarea fácil. Estados Unidos hizo lo posible por evitarlo. Durante el tiempo transcurrido realizó el máximo esfuerzo por sabotearla. Aplicó contra Cuba todas las variantes posibles de su criminal bloqueo económico que, más adelante, en virtud de la Ley Helms Burton, adquirió carácter extraterritorial durante la administración de Bill Clinton.

Cuando el campo socialista se derrumbó, y meses después su principal baluarte, la Unión Soviética, se desintegra, Cuba decidió seguir luchando. Ya entonces nuestro pueblo había adquirido un alto nivel de conciencia y cultura política.

En 1992, Hugo Chávez dirige el levantamiento militar contra el gobierno oligárquico burgués del pacto de Punto Fijo, que durante más de tres décadas había saqueado a la patria de Bolívar. Sufre prisión como nosotros. Visita a Cuba en 1994 y años después, con pleno apoyo de su pueblo, alcanza la presidencia e inicia la Revolución Bolivariana.

El pueblo de Venezuela, igual que el de Cuba, tuvo que enfrentar pronto la hostilidad de Estados Unidos, que programó el golpe de Estado fascista del 2002, derrotado por el pueblo y los militares revolucionarios. Meses después sobrevino el golpe petrolero, que fue el momento más difícil, en el cual brillaron de nuevo el líder, el pueblo y los militares venezolanos. Chávez y Venezuela nos brindaron toda la solidaridad en pleno Período Especial, y nosotros les brindamos la nuestra.

Ya entonces nuestro país contaba con no menos de 60 mil médicos especializados, más de 150 mil maestros experimentados y un pueblo que había escrito brillantes páginas internacionalistas. Después del golpe petrolero comenzó el río de nuestros colaboradores para los programas de educación y salud, y cooperaron con la Revolución Bolivariana en uno de los más profundos y rápidos programas sociales que se haya llevado a cabo en algún país del Tercer Mundo.

Cito estos antecedentes porque son indispensables para enjuiciar la perfidia del imperialismo, y comprender el tema que abordo hoy: la claudicación y la traición a Cuba y Venezuela de quien fuera una conocida y relativamente prestigiosa multinacional europea: la transnacional holandesa Philips, especializada en la fabricación de equipos médicos.

Sobre el tema escribí una Reflexión hace dos años, el 14 de julio de 2007, pero no quise mencionar su nombre. Tenía todavía esperanza de que rectificara.

Habíamos cooperado con el pueblo de Venezuela para crear uno de los mejores sistemas de salud.  Allí han prestado sus servicios decenas de miles de médicos especializados y otros profesionales cubanos de la salud. El presidente Hugo Chávez, satisfecho con el trabajo de los primeros contingentes que viajaron a Venezuela para laborar en Barrio Adentro –un programa destinado a llevar los servicios de salud a las zonas urbanas y agrícolas más pobres del país–, en una de sus visitas a Cuba nos solicitó la creación de un programa que pudiera beneficiar a todos los sectores de la población venezolana de clase pobre, media o rica. Surgieron así los Centros Diagnósticos de Alta Tecnología; estos complementarían la tarea de los 600 Centros de Diagnóstico Integral que, como policlínicos de amplios servicios, con sus laboratorios y equipos, apoyarían a los consultorios de Barrio Adentro. Un número elevado de centros de rehabilitación asumirían la humana tarea de enfrentar cualquier tipo de incapacidad física o motora.

En virtud de esa solicitud del Presidente, adquirimos los equipos pertinentes para 27 Centros Diagnósticos de Alta Tecnología, distribuidos en los 24 Estados venezolanos, tres de los cuales por su elevada población llevan dos de ellos.

Es norma nuestra contratar siempre el equipamiento médico con las firmas más prestigiosas y avanzadas a nivel mundial. Procuramos incluso que en los suministros de los equipos más complejos participen por lo menos dos de las firmas más especializadas.

De este modo, los equipos más sofisticados y costosos de imagenología, como el Tomógrafo Computarizado Multicorte, la Resonancia Nuclear Magnética, el Ultrasonido Diagnóstico y otros similares fueron adquiridos a la firma alemana Siemens y a la holandesa Philips. Ninguna de las dos produce desde luego todos los equipos, pero sí algunos de los más complejos y sofisticados. Ambas debían competir en calidad y precio. Adquirimos medios diagnóstico de las dos firmas para Venezuela y para Cuba, donde desarrollábamos un plan similar de servicios médicos, que en los años de pleno Período Especial había recibido muy pocos recursos.

En más de 10 especialidades diferentes adquirimos equipos de ambas firmas para los servicios de los dos países. No señalaré los de la firma alemana Siemens, que cumplió sus compromisos. Me limitaré a Philips; esta suministró equipos para 12 especialidades en las que compartió con la otra firma los más importantes y costosos: 15 Tomógrafos de 40 cortes, 28 de Resonancia Magnética Nuclear de 0,23 tesla, 8 Mesas Telecomando para Urología, 37 Ultrasonidos Diagnósticos 3D, 2 Angiógrafos de Neurología, 2 Angiógrafos de Cardiología, 2 Polígrafos, 1 Cámara Gamma de doble cabezal, 3 Cámaras Gamma de simple cabezal, 250 Rayos X móviles, 1 200 Monitores no invasivos y 2 000 Monitores Desfibriladores.

En total 3 553 equipos con un valor de 72 millones 762 mil 694 dólares.

Personalmente participé en las negociaciones de estas compras con las dos firmas.

Los precios discutidos equipo por equipo implicaban importantes reducciones de precio, puesto que se compraban al contado y en cantidades elevadas, uniendo los destinados a Cuba y Venezuela. De otra forma no podrían adquirirse con la urgencia que se requerían, especialmente en ese país, dadas las necesidades acumuladas en los sectores más pobres de su población total, que rebasaba ya los 27 millones de personas.

Estaban destinados los más complejos a los Centros de Alta Tecnología, los menos complejos y abundantes a los Centros Diagnósticos de Barrio Adentro, aunque no eran los únicos a utilizar en esos centros. Casi todos se adquirieron a principios del 2006.

Enfermé gravemente a fines de julio de ese año. La Philips suministró piezas hasta fines del 2006. En el 2007 se detuvo totalmente: ni una sola fue suministrada.

En el mes de marzo de ese año se envió una representación cubana a Brasil, donde estaba la sede de la oficina principal de la firma Philips para América Latina que negoció con Cuba. Comenzaron a explicar sus dificultades. El gobierno de Bush les había exigido la información pormenorizada de los equipos suministrados a Cuba por la firma, alegando que algunos de ellos contenían programas y en ocasiones componentes de patente yanki, y la Philips había entregado la información solicitada acerca de los adquiridos a esa firma para Cuba y Venezuela. Nunca había surgido con ella el menor problema.

El jefe de la Philips en Brasil le dijo textualmente a la representación cubana: “Hay una intransigencia brutal del Gobierno de Estados Unidos en relación a las regulaciones de equipos y las solicitudes de permisos con respecto a Cuba.”

“Yo sé que el problema afecta el plan del Comandante. Nuestra organización está afectada y amenazada. Todas nuestras organizaciones tienen mucho miedo”. De inmediato repite: “tienen mucho miedo”.

Añadieron finalmente que ellos querían cooperar y buscarían fórmulas.

A mediados de julio de 2007, en una llamada Conferencia de la Casa Blanca sobre las Américas, Bush, la Secretaria de Estado y otros líderes del Gobierno de Estados Unidos “hablaron hasta por los codos”, según anunciaba la AP, sobre educación y salud. Parecía irreal. Prometían repartir salud por América Latina.

Pusieron énfasis en el Confort, un viejo portaaviones convertido, según él, en “el mayor barco hospital del mundo”, que visitaría por 10 días cada país de este hemisferio al Sur de Estados Unidos. Ese era su programa de salud. Lo que no dijo es que estaba saboteando en Venezuela el programa de salud más serio que se había propuesto nunca en un país del Tercer Mundo.

A pesar de la coincidencia en fecha no quise abordar directamente en ese momento el problema de la Philips. Esta había prometido en marzo resolver el problema. Tenía todavía esperanza de que rectificara.

Me limité a escribir en esa misma Reflexión: “El problema es que Estados Unidos no puede hacer lo que hace Cuba. En cambio, presiona brutalmente a firmas productoras de excelentes equipos médicos suministrados a nuestro país, para impedir que repongan determinados programas computarizados o alguna pieza de repuesto que tienen patentes de Estados Unidos. Puedo citar casos concretos y el nombre de las firmas. Es repugnante…”

A pesar de la solemne promesa de la Philips a Cuba, transcurrió el resto del año 2007, los 12 meses del 2008 y casi la mitad del 2009 sin que una sola pieza de los equipos llegara de esa firma.

En junio de 2009, después de pagar una multa de 100 mil euros al Gobierno de Barack Obama, no muy apartado de las normas de su ilustre predecesor, la Philips se dignó comunicar que pronto suministrarían las piezas de sus equipos a Cuba.

Nadie en cambio ha resarcido a los cubanos, ni a los pacientes venezolanos de nuestros médicos de Barrio Adentro y de los que acuden a los Centros Diagnóstico de Alta Tecnología, por el daño humano ocasionado.

Como es lógico, no hemos adquirido un solo equipo más de la Philips desde la última compra a principios de 2006.

Por otro lado, hemos cooperado con Venezuela en la compra de cientos de millones de dólares de equipos médicos para su red nacional de salud, en un variado surtido de equipos sofisticados de alta tecnología procedentes de otras firmas europeas con prestigio, y también japonesas. Deseaba creer que esa firma haría un esfuerzo por cumplir.

Venezuela posee así en su red hospitalaria estatal modernísimos equipos; las más ricas clínicas privadas solo podrían adquirir algunos de ellos. Todo lo demás dependerá ahora de la eficiencia que el país pueda alcanzar en sus servicios. El Presidente de Venezuela está seriamente interesado en lograr ese objetivo. Estimo que haría muy bien si mitiga el hábito venezolano de adquirir equipos médicos norteamericanos, no por su calidad, que es buena, aunque con normas menos exigentes que las de Europa, sino por la entraña de la política de ese país, capaz de bloquear el suministro de piezas como hizo con Cuba.

Desde luego que a los Centros de Diagnóstico de Venezuela, los de Alta Tecnología y otros atendidos por nuestros médicos, hemos enviado equipos de marcas reconocidas en el mundo como las mejores en su especialidad como Siemens, Carl Zeiss, Drager, SMS, Schwind, Topcon, Nihon Kohden, Olympus y otras de Europa y Japón, algunas de las cuales se fundaron hace más de 100 años.

Ahora que la Patria de Bolívar, a la que Martí pidió servir, está más amenazada que nunca por el imperialismo, la organización, el trabajo y la eficiencia de nuestro esfuerzo deben ser mayores que nunca, y no solo en el sector de la salud, sino también en todos los campos de nuestra cooperación.

 

FIRMA FIDELFidel Castro Ruz
Septiembre 6 de 2009
7 y 17 p.m.

Read Full Post »

Por Darel Avalus Zimertan (Fragm.)

cubavsbloqueo.jpgDesde hace mucho, pero mucho tiempo (tanto que es difícil precisar qué día del año 1959 comenzó semejante campaña, aunque se sospecha fuertemente del 2 de enero), hasta hoy, julio del 2009, reciben difusión en los principales medios del mundo tantas noticias absurdas en torno a Cuba que uno, compasivo e incrédulo, se resiste a aceptar que haya tontos suficientes para creerlas…

Si la mitad de ellas reflejara la mitad de la verdad de la realidad cubana, cabría esperar una permanente sublevación popular aplastada incesantemente por un brutal sistema represivo que forzosamente dejaría, en alguna parte, decenas de miles de cadáveres, torturadas y torturados, huérfanas y huérfanos, viudas y viudos; la hambruna del país, merecería el calificativo de galopante y sus víctimas fatales infectarían las calles de ciudades dominadas por el terror, indefensas en sus noches a merced de la violencia generalizada.

No hay la menor duda de que semejantes eventos serían detalladamente televisados y documentados, por lo que forzoso resulta concluir, modificando convenientemente el conocido proverbio legal: a falta de evidencias, relevo de cargos.

Como es humanamente imposible tratar con el acierto necesario en un solo texto todos los temas que interesan a muchas personas, no enemigas de este país, que viven fuera de él o conocen tangencialmente su realidad, este texto se centrará en el bloqueo de Estados Unidos contra Cuba, con la autoridad que confiere a humanos legos, pero avezados, el residir en Cuba.

Esta opinión —sesgada pero laica, en beneficio de su objetividad— versará sobre estas cinco interrogantes:

1.- ¿Bloqueo o embargo?

2.- ¿Causa o consecuencia del fracaso de la Revolución Cubana?

3.- ¿Quién bloquea a quién?

4.- ¿Cuáles son las mejores opciones de Cuba?

5.- ¿Cuáles son las mejores opciones de Estados Unidos?

 

2007%2005%2001%20cuba%20bloqueo.jpg

 

Texto íntegro en http://www.rebelion.org/noticia.php?id=90809&titular=el-caso-del-abusivo-y-prolongado-rechazo-mundial-a-estados-unidos-por-culpa-de-cuba-

Read Full Post »

Bloqueo NO

Si alguna falta hacia de una prueba demostrativa del rechazo mundial al genocida bloqueo impuesto desde hace décadas por Estados Unidos hacia Cuba, el amplio espectro de reclamaciones en su contra que implican estos tres mensajes, sería esa prueba:

Venezuela ratificó en OMC solicitud sobre fin de bloqueo a Cuba

Caracas.- Venezuela se pronunció este lunes contra el bloqueo impuesto por Estados Unidos a Cuba, durante la reunión del Órgano de Solución de Diferencias de la Organización Mundial de Comercio que se llevó a cabo en Ginebra, Suiza.

En una nota de prensa difundida por el Ministerio de Relaciones Exteriores venezolano, se citó al delegado en el organismo, Oswaldo Reques, quien expresó que el gobierno del presidente Hugo Chávez ratifica la necesidad de poner fin al bloqueo económico, comercial y financiero impuesto por Estados Unidos a Cuba, incluida la aplicación de la llamada Ley Helms-Burton.

Debe existir una relación entre lo que se exige y lo que se cumple, siendo esto una regla de toda norma, derechos, pero siempre acompañadas de deberes. Estados Unidos es uno de los países que más exigencias realiza en la OMC, generándole una responsabilidad ineludible sobre su conducta, tal como decía precisamente el ilustre cubano José Martí: ‘la mejor forma de decir es haciendo’, señaló Reques.

El diplomático indicó que derogar el bloqueo sería de gran ayuda para Cuba y una muestra evidente de la administración Obama, de que existe un compromiso real por un mundo en paz, lo que solo es posible, cuando las injusticias se disminuyen.

Reques calificó la sanción contra la isla de injusta, ilegítima e ilegal y pone en duda el compromiso que tiene Estados Unidos, en el cumplimiento de los Tratados Internacionales que suscribe.

El funcionario también se refirió a que la crisis económica y financiera actual, que se inició en los Estados Unidos, ha convertido una vez más a los países en desarrollo en las víctimas directas de la misma.

Esto sucede porque esas naciones no disponen de millones de dólares, como si han contado los (países) desarrollados, para estimular nuevamente sus economías y poder enfrentar los desbalances, en principio económicos, pero que siempre repercutirán, como ya lo hacen, en lo social, afirmó Reques.

http://abn.info.ve/noticia.php?articulo=196979&lee=16

AI insta a Obama a levantar definitivamente el embargo contra Cuba, TeleSUR

La organización Amnistía Internacional (AI) instó este martes al presidente estadounidense, Barack Obama, a levantar definitivamente el embargo comercial que desde 1962 mantiene sobre Cuba, ya que éste “pone en peligro la salud de millones de personas” al dificultar el acceso al material sanitario.

El pedido que AI ha realizado ante el gobierno de Washington se refleja en un informe titulado “El Embargo Estadounidense contra Cuba: su impacto en los derechos económicos y sociales”, en el cual la organización solicita al mandatario que ponga fin a las sanciones contra el gobierno cubano el próximo 14 de septiembre, fecha en la cual debe renovar el embargo de acuerdo con la Ley de Comercio con el Enemigo de 1917 que se mantiene vigente en el país norteamericano.

El embargo comercial, económico y financiero de Estados Unidos (EE.UU.) contra Cuba fue impuesto sobre la isla el 7 de febrero de 1962 con el objetivo de presionar al gobierno de Fidel Castro para que abandone el poder y fue convertido en ley entre los años 1992 y 1995.

Este bloqueo solamente impide la realización de transacciones económicas entre La Habana y Washington. Sin embargo, en 1999, el entonces presidente estadounidense Bill Clinton amplió la ilegal medida prohibiendo a las filiales extranjeras de compañías estadounidenses comerciar con Cuba por valores superiores 700 millones de dólares anuales.

La secretaria de AI, Irene Khan, afirmó en un comunicado difundido desde la sede del organismo en Londres que “esta es la oportunidad perfecta para que el presidente Obama se distancie de las políticas fallidas del pasado y transmita al Congreso estadounidense un enérgico mensaje sobre la necesidad de terminar con el embargo”.

A juicio de la organización defensora de los Derechos Humanos (DD.HH.), este mecanismo de bloqueo es inmoral e implica un peligro para los habitantes de la isla, los cuales “no pueden beneficiarse de medicinas y equipo médico esenciales para su salud”.

De la misma forma, explicó que el embargo restringe la capacidad de La Habana de importar equipos médicos de alta tecnología procedentes de EE.UU. o al menos el 20 por ciento de sus componentes o repuestos que son fabricados en este país norteamericano.

Amnistía Internacional censuró además algunos actos puntuales, como la decisión de un suministrador de cancelar un pedido de tres millones de jeringas desechables realizado en 2007 por Alianza Global para la vacunación y la inmunización cuando se supo que iban a ser distribuidas en Cuba.

Indicó Khan que aún cuando la responsabilidad de proporcionar una atención médica adecuada a los ciudadanos recae principalmente en las autoridades cubanas, “los gobiernos que imponen sanciones deben tener en cuenta las repercusiones que éstas pueden ocasionar en la población del país”.

En 2009 el embargo sigue en pie y es uno de los más duraderos de la historia. Ha sido condenado quince veces por las Naciones Unidas (ONU), que reconoció el daño que éste causa a la economía cubana, y en la última votación este bloqueo solo contó con el apoyo de Estados Unidos, Israel, Palau e Islas Marshall.

En los últimos meses, el Ejecutivo estadounidense ha levantado algunas restricciones, como la de los viajes a la isla de cubanos residentes en EE.UU, y permitido el envío de remesas y paquetes humanitarios de los cubano-estadounidenses.

No obstante, la Casa Blanca ha condicionado en reiteradas ocasiones el fin de los 47 años de embargo, ya que pretende acabar con las políticas realizadas por el gobierno de Raúl Castro.

http://www.telesurtv.net/noticias/secciones/nota/56851-NN/amnistia-internacional–insta-a-obama-a-levantar-definitivamente-bloqueo-contra-cuba/

Exiliados apoyan cada vez menos el embargo a Cuba
Por Luisa Yanez
El embargo a Cuba sigue dividiendo a la comunidad exiliada, aunque el apoyo parece estar perdiendo fuerza, según una encuesta reciente.

Se hizo sólo una pregunta el mes pasado a 400 cubanoamericanos, casi todos en la Florida.

¿Está usted a favor o en contra de continuar el embargo de Estados Unidos a Cuba?

* 41 por ciento dijo que se opone a mantener el embargo.

* 40 por ciento dijo que apoya mantener el embargo.

* 19 por ciento dijo que no sabían o no respondieron.

Los encuestadores dijeron que las respuestas muestran que el tema sigue siendo muy delicado en la Florida y en todo el país.

“Esos números revelan que la comunidad no ha logrado llegar a un consenso, pero también muestra un descongelamiento”, dijo Fernand Amandi, vicepresidente ejecutivo de la encuestadora Bendixen & Associates. “Hace seis o siete años hubiera sido una herejía mostrar tanto apoyo a la eliminación del embargo.”

Bendixen realizó la encuesta el 24 de agosto y tiene un margen de error de 5 puntos porcentuales.

La pregunta fue generada por la firma encuestadora, que mide la opinión de la comunidad cubana exiliada desde hace años.

Como es normal en este tipo de sondeos, una mayor identificación de los participantes subraya que el apoyo al embargo depende de la edad, década de llegada a Estados Unidos desde la isla y lugar de nacimiento, Cuba o Estados Unidos.

La encuesta mostró que:

* Entre los cubanos de 65 años o más, 54 por ciento sigue apoyando el embargo, mientras que 27 por ciento desea verlo desaparecer y 19 por ciento no sabe.

* De los cubanos que llegaron en 1960 o antes, 62 por ciento desea que el embargo se mantenga, 23 por ciento desea que se elimina y 15 por ciento no sabe.

* De los nacidos en Cuba, 47 por ciento dijo que desean que el embargo continúe. Sólo 23 por ciento de los nacidos en Estados Unidos opinan igual, mostró el sondeo.

La encuesta también revela cuántos cubanos mantienen su convicción de que el embargo es el mejor castigo a los hermanos Castro.

“Hay algunos cubanos, principalmente los del exilio histórico, que siempre creen en la efectividad del embargo, y eso no cambiará”, dijo Amandi.

Pero esta encuesta, igual que otras realizadas en años recientes, refleja una reducción del apoyo a mantener el embargo.

“Muestra una evolución de ideas”, agregó Amandi. “Después de 50 años, algunos cubanos han llegado a la dolorosa conclusión de que el embargo quizás no ha sido la herramienta más efectiva contra el régimen de Castro”.
http://www.elnuevoherald.com/noticias/america_latina/cuba/story/531977.html

Read Full Post »

ANZ Phillip et allLa Administración Obama ha dado esta semana una nueva muestra del “doble rasero” que empieza a tomar forma en las relaciones entre EEUU y Cuba. Pese a los pasos dados por el presidente para acercarse a la Isla, el mantenimiento de las restricciones sigue siendo prioridad para la Casa Blanca. Al menos eso parece después de la millonaria multa por casi seis millones de dólares que ha debido pagar el poderoso conglomerado financiero Australia & New Zealand Bank Group (ANZ), por realizar transacciones a la Isla través de cuentas de bancos estadounidenses.

La sanción representa el mayor monto gravado en relación con el embargo a Cuba desde junio de 2004, cuando la Unión de Bancos Suizos recibió una multa de 100 millones de dólares por permitir que el gobierno cubano usara un programa internacional de la Reserva Federal para la sustitución de billetes de dólares en mal estado.

En lo que va de año, la Oficina de Control de Bienes Extranjeros (OFAC) ha multado a ocho empresas y cuatro ciudadanos estadounidenses por infracciones relativas al embargo. Las más afectadas han sido las compañías relacionadas con la venta de productos agrícolas a la Isla, ya que EEUU exige que los pagos del Gobierno cubano sean recibidos en efectivo antes de que las mercancías salgan de los puertos estadounidenses.

Pero este sector no ha sido el único. Phillips, Varel Holdings o Platte River han sido otras de las empresas afectadas por esta política en los últimos meses.

Y mientras Obama y Raúl Castro divagan sobre sus relaciones bilaterales, otras compañías como la rusa Lukoil toman nota de lo ocurrido, ya que, al estar controlada en cerca de un 20% por la estadounidense Conoco Phillips, también podría verse perjudicada en la Isla por la Ley Helms Burton.

Composición fotográfica RCBáez, a partir de caricatura de Omar y fotos de la web

América Económica, España
http://www.americaeconomica.com/portada/noticias/270809/clcuba.html

Read Full Post »

Older Posts »

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 44 seguidores